1929
Grabaciones: 96 . Disponibles: 88
CÓDIGOTÍTULOAUTORCOMPOSITORAÑOAUDIOMATRIZSELLOTIPODETALLELETRA
29/01Allá en la Ribera
Tango
Carlos CambaCarlos Camba1929
Ki 1926-4 Ki 1926-5Odeon ParisElectrica01/03/1929
29/02Patadura
Tango
Enrique Carrera SoteloJosé López Ares1929
Ki 2056-4Odeon ParisElectrica1/3/1929 El fútbol ya era, en la década de los veinte, una de las grandes pasiones de argentinos y uruguayos. No debemos olvidar que el primer Mundial se jugaría un año después de esta grabación. Ésta es la segunda versión de este tango "futbolero". Sus autores eran cuñados y muy, apreciados por Gardel. El inmortal cantor disfruta con esta página donde nombra a varios futbolistas famosos, entre ellos al catalán Samitier, famoso delantero del FC. Barcelona, quien era uno de sus grandes amigos.PATADURA

Piantate de la cancha, dejale el puesto a otro,
de puro patadura estás siempre en orsay,
jamás cachás pelota, la vas de figurita
y no servís siquiera para patear un hands.
Querés jugar de forward y ser como Seoane,
pa'hacer como Tarasca de media cancha un gol..
Burlar a la defensa con pases y gambetas
y ser como Ochoita el crack de la afición.

Chingás a la pelota, chingás en el cariño,
el corazón de Monti, te falta ¡che chambón!
Pateando a la ventura no se consiguen goles.
Con juego y picardía ¡Viejo!
se altera el marcador...
Piantate de la cancha que hacés mala figura,
con fuls y brusquedades te pueden lastimar;
te falta tecnicismo, colgá los piparulos,
de linesman hay puesto, si es que querés jugar...

El juego no es pa'otarios, tenelo por seguro
hay que saber cortarse y ser buen shoteador...
En el arco que cuida la dama de tus sueños,
mi shot de enamorado te acaba de hacer gol...
Dejate de aspamentos, vos no tenés más chance.
Ya ni tocás pelota, la vas de puro outball,
te pasa así en el campo de amor donde jugamos
mientras corrés la liebre, te gano un corazón...

Piantate de la cancha, dejale el puesto a otro,
de puro patadura estás siempre en orsay,
jamás cachás pelota, la vas de figurita
y no servís siquiera para patear un hands...
Querés jugar de forward y ser como Seoane,
pa'hacer como Tarasca de media cancha un gol...
Burlar a la defensa con pases y gambetas
y ser como Ochoita el crack de la afición...
29/03Se llama mujer
Tango
José RialGuillermo Barbieri1929
Ki 2241-1Odeon ParisElectrica1/3/1929 Esta página presenta la imagen de un hombre desaliñado, sucio y con la barba crecida, que va deambulando por las calles, sin importarle lo que se diga de él. No es difícil adivinar la causa de su desgracia.SE LLAMA, MUJER

Pasa por mis barrios, un hombre barbudo,
marcando la pena de su soledad,
y por las facciones de su rostro rudo
se observan los rasgos de temprana edad...

Se hacen comentarios a favor de su alma,
dicen que fue bueno, generoso y fiel,
presenta apariencia de llevar con calma
una vida brava, misteriosa y cruel...

¡Hombre misterioso que pasás de largo,
nunca tu tristeza nos querés contar!
a pesar de todo, yo sé, sin embargo,
la melancolía que te tiene mal...

Mirando la ruina de tu hogar deshecho,
ves la vida clara y pensás mejor,
el pebete blanco que adornó tu lecho,
y la nube negra que eclipsó tu sol...

Bendita la calma que con gran acierto
infunde en tu vida férrea voluntad,
y en el duro trance de tu mal momento
es la compañera de tu soledad...

Vaga por las calles misteriosamente,
nadie, sus desdichas, logrará saber,
carece de amigos, vive pobremente,
sufre su pena más honda: ¡se llama mujer!...
29/04Malevaje
Tango
Enrique Santos DiscépoloJuan de Dios Filiberto1929
Ki 2242-1Odeon ParisElectricaDos gloriosas figuras de nuestra lírica ciudadana se juntaron para dejarnos esta página imperecedera, tan magníficamente interpretada por "El Zorzal Criollo"MALEVAJE

¡Decí por Dios! ¿qué me has dao?
que estoy tan cambiao,
¡no sé más quien soy!
El malevaje extraña,
me mira sin comprender...
Me ve perdiendo el cartel
de guapo, que ayer brillaba en la acción...
¿No ves que estoy embretao,
vencido y maniao en tu corazón?

Te vi pasar, tangueando altanera,
con un compás tan hondo y sensual
que no hice más que verte y perder
la fe, el coraje, el ansia e'guapear.
No me has dejao ni el pucho en la oreja
de aquel pasao malevo y feroz...
¡Ya no me falta pa'completar
más que ir a misa e hincarme a rezar...!

Ayer, de miedo a matar,
en vez de pelear me puse a correr...
Me vi a la sombra o finao,
pensé en no verte y temblé...
¡Si yo — que nunca aflojé —
de noche, angustiao me pongo a llorar!...
¡Decí por Dios! ¿qué me has dao?
que estoy tan cambiao
¡no sé más quien soy!

Te vi pasar, tangueando altanera,
con un compás tan hondo y sensual
que no hice más que verte y perder
la fe, el coraje, el ansia e'guapear.
No me has dejao ni el pucho en la oreja
de aquel pasao malevo y feroz...
¡Ya no me falta pa'completar
más que ir a misa e hincarme a rezar!...
29/05Aquel tapado de armiño
Tango
Manuel RomeroEnrique Delfino1929
Ki 2243-1Odeon ParisElectrica1/3/1929 Ironías del destino llevan a situaciones como la que surge de este tangoAQUEL TAPADO DE ARMIÑO

Aquel tapado de armiño
todo forrado en lamé,
que tu cuerpito abrigaba
al salir del cabaret;
cuando pasaste a mi lado
prendida a tu gigoló,
aquel tapado de armiño,
cuántas penas me causó...

¿Te acordás?, era el momento culminante del cariño,
me encontraba yo sin vento, vos amabas el armiño.
¡Cuántas noches, tiritando!, los dos junto a la vidriera
me decías suspirando: ¡ay, mi amor, si vos pudieras!...
Y yo con mil sacrificios te lo pude al fin comprar,
mangué amigos, y usureros y estuve un mes sin fumar...

Aquel tapado dé armiño
todo forrado en lamé,
que tu cuerpito abrigaba
al salir del cabaret;
me resultó al fin y al cabo
más durable que tu amor:
el tapao, lo estoy pagando
y tu amor ya se acabó...

¿Te acordás?, era el momento culminante del cariño,
me encontraba yo sin vento, vos amabas el armiño.
¡Cuántas noches, tiritando! los dos junto a la vidriera
me decías suspirando: ¡ay, amor, si vos pudieras!...
Y yo con mil sacrificios te lo pude al fin comprar,
mangué amigos, y usureros y estuve un mes sin fumar...
29/06Cruz de palo
Tango
Enrique CadícamoGuillermo Barbieri1929
Ki 2244-1 Ki 2244-2 Ki 2244-3Odeon ParisElectrica1/3/1929 Este tango es, sin duda, uno de los más bonitos entre los de estilo gauchesco: el equilibrio entre música y texto es perfecto.
Los versos de Enrique Cadícamo tienen un sugestivo clima de misterio y poesía y fueron captados a la perfección por  Guillermo Barbieri, Carlos Gardel, totalmente compenetrado con este argumento, dejó su sello único.
CRUZ DE PALO

Juntito al arroyo,
besao por los sauces y poblao de flores,
de esmalte y de luz,
sin letras, crespones ni nombres tallados,
se alzan junto a un sauce, dos palos en cruz...

Una sepultura que entuavia el cardo no pudo cercarla y en donde el chus chus de alguna lechuza se escucha agorera sobre la cimera de esa vieja cruz...

El sauce le llora un Ave María,
el boyero, en cada chiflido que (dice: silbido le) da,
acaso le quiere rezar un bendito
junto con las quejas que entona el sabiá...
Dicen los más viejos, haciéndose cruces
que al pasar de noche por ese lugar
oyen que se quejan los ñacurutuces
de un modo tan fiero que hasta hace temblar...
Y en las noches malas, cuando enrieda el viento
su vago lamento en el saucedal,
por la cruz de palo, una luz camina,
que corre y que vuela por el pastizal...

Pa' un día de dijuntos de hace varios años,
se llegó una moza juntito a la cruz,
la cabeza engüelta con un negro rebozo,
los ojos llorosos, tristes y sin luz...
¡Qué frío, canejo, sentirán los muertos!
Pues la moza aquella se le arrodiyó,
lloró cuanto quiso, besuqueó la tumba,
le dijo ¡hasta pronto! pero no volvió...

El sauce le llora un Ave María, el boyero, en cada chiflido que da,
acaso le quiere rezar un bendito junto con las quejas que entona el sabiar...
Dicen los más viejos, haciéndose cruces que al pasar de noche por ese lugar oyen que se quejan los ñacurutuces de un modo tan fiero que hasta hace temblar...
29/07Trenzas negras
Tango
José María AguilarJosé María Aguilar1929
Ki 2245-1Odeon ParisElectrica1/3/1929 Muchas páginas le grabó Gardel a este gran guitarrista y
compositor, y no sólo por el hecho de haber sido su acompañante.
El contenido de este tema está imbuido de ternura y comprensión.
TRENZAS NEGRAS

Tanto han cantao a las melenas,
rubias y negras, a la garqon,
porque la moda ha tenido el poder
de seducir la mujer...

Por unas trenzas, suaves y bellas,
solo por ellas, cambio opinión,
porque en tus (dice: sus) lazos se quedó preso
mi sensible corazón...

Y en la negrura de su cabeza
dejé mis quejas y mi ilusión
y me imagino que con sus lazos
forman los brazos de mi pasión...

Yo sé que tu cabeza ostenta como un manto
como en un limbo santo sus luces de esplendor,
como la noche oscura, que tiene sus querellas
con la luz de una estrella radiante de fulgor...
29/08Como todas
Vals
Alonso y TrellesAmérico Chiriff1929
Ki 2246-1 Ki 2246-2Odeon ParisElectrica1/3/1929 Inspiradísimas páginas lograron juntos el guitarrista
Barbieri y el entonces joven poeta Cadícamo. En esta edición
argentina de Cruz de palo el inmortal cantor nos brinda un enfoque diverso de esta preciosa pintura criolla.
COMO TODAS

¡Oigale a la moza! ¿llorás porque el gaucho
se jué pa los pagos de ande no se güelve,
y has quedao solita como oveja guacha
que no tiene un perro que por ella vele?...

No siento tu pena que ha de ser fingida,
siento la del triste que se jué pa'siempre,
si se le hizo cierto que vos lo querías,
y que en tus pupilas iba él solo a verse...

Porque si jué ansina, cuando hasta su fosa
de tus risas locas los ecos le lleguen,
sentirá que el hielo de tu olvido infame
más frío es que el hielo de la mesma muerte;
y sepa por boca de alguna luz mala
que ya andás buscando que alguien te consuele,
pa'tenerlo 'e Cristo como a él lo has tenido,
haciendo lo que hacen tuitas las mujeres...

Al verse entre el hoyo maniao y sin daga,
sin poder llamarte y anhelando al pepe,
la luz de unos ojos pa'sus ojos ciegos,
y el calor de un seno pa'su helada frente,
sentirá la rabia desatada y loca
del bagual arisco sujeto al palenque
cuando las cacharpas le aprietan el lomo
¡y ni la manea ni el bozal se ruempen!...

¡Oigale a la moza! ¿llorás porque el gaucho
se jué pa los pagos de ande no se güelve,
y has quedao solita como oveja guacha
que no tiene un perro, que por ella vele?

No tengo a tu pena ni un poquito 'e lástima,
siento la del gaucho que se jué pa'siempre,
porque sé lo triste que es hallarse solo,
cuando se ha querido como el gaucho quiere...
29/09Haragan
Tango
Manuel RomeroEnrique Delfino1929
Ki 2247-1 Ki 2247-2Odeon ParisElectrica1/3/1929 Este es un tango de corte humorístico, aunque no por ello poco veraz en sus definiciones. Sujetos de esa índole existieron, existen y existirán. Así increpa la señora a su marido.¡HARAGÁN!...

¡La pucha que sos reo y enemigo de yugarla!
La esquena se te frunce si tenés que laburarla...
Del orre batallón vos sos el capitán;
vos crees que naciste pa'ser un sultán...

Te gusta meditarla, panza arriba en la catrera
y oír las campanadas del reló de Balvanera...
¡Salí de tu letargo! ¡Ganate tu pan!
Si yo no te largo... ¡Sos muy haragán!...

¡Haragán!
si encontrás al inventor del laburo, lo fajás...
¡Haragán!
si seguís en ese tren yo te amuro... ¡cachafaz!...
¡Grandulón!
prototipo de atorrante robusto, gran bacán;
¡despertá!
si dormido estás, ¡pedazo de haragán!...

El día del casorio dijo el tipo 'e la sotana:
"el coso debe siempre mantener a su fulana"...
Y vos interpretás las cosas al revés...
¿Qué yo te mantenga es lo que querés?...
Al campo a cachar giles, que el amor no da pa'tanto...
A ver si se entrevera porque yo ya no lo aguanto...
Si en tren de cara rota pensás continuar,
"Primero de Mayo", te van a llamar.

¡Haragán!
si encontrás al inventor del laburo, lo fajás...
¡Haragán!,
si seguís en ese tren yo te amuro... ¡cachafaz!...
¡Grandulón!,
prototipo de atorrante robusto, gran bacán;
¡despertá!
si dormido estás, ¡pedazo de haragán!...
29/10A contramano
Tango
Juan A. CarusoLuis Teisseire1929
Ki 2248-1 Ki 2248-2Odeon ParisElectrica1/3/1929 Aquí tenemos otro tema divertido, típico producto de estas legendarias figuras del género que fueron Teisseire y Caruso. Al protagonista de este tango todo le sale horriblemente torcido (debe ser pariente cercano del ya mentado Fierro Chifle) por eso, en un momento, Carlitos le aconseja:A CONTRAMANO

Mire, amigo, que va a contramano,
no le hable a esa chica que se va a perder,
con cuidado que atrás va la vieja,
y de vuelta y media me lo va a poner...

No le hable a esa otra que pasa,
que tiene un marido que es calabrés,
y el garrote de los tallarines
sobre sus espaldas lo va a hacer caer...

¡Salió a contramano mi amigo al nacer,
por eso es que todo le sale al revés!...

¡Cuidao, cuidao con esa piba!,
que se puede resbalar...
Cuidao con esa atropellada
que está dura de pelar.
¡Cuidao!, no vaya tan ligero
porque puede tropezar...

¡Cuidado, no vaya a contramano!
porque lo van a cachar...

Si en la vida cayó a contramano,
y quiere que todo le salga muy bien,
yo le doy un consejo de hermano:
que todo lo que haga lo haga al revés...

Si le agrada una chica muy linda,
engrupa a la vieja primero y después,
como ella es canchera y le gusta,
con la misma vieja, ¡ahí nomás!, ¡viejo!, préndase...

¡Salió a contramano mi amigo al nacer,
por eso es que todo le sale al revés!...
29/11Por que me das dique
Tango
Luis Alberto AlonsoRodolfo Sciammarella1929
Ki 2249-1 Ki 2249-2Odeon ParisElectrica1/3/1929 El tucumano Alonso fue un prestigioso dibujante y caricaturista,
muy amigo de Carlos Gardel. Llegó incluso a ser consejero del gran cantor durante un período, cuando
ambos se encontraban en París. Su producción corno autor es escasa y sin duda, su gran pegada fue Por qué me das
dique, musicalizada brillantemente —no podía ser de otro
modo— por Rodolfo Sciammarella. Existen versiones de otros buenos cantores, pero este tema alcanzó enorme popularidad especialmente, y sobre todo, a partir de esta gran versión de Carlitos.
POR QUÉ ME DAS DIQUE

¿Por qué me das dique, señora de grupo,
que nunca supiste lo que es un querer?...
En los arrabales se canta la historia
del vicio enfermizo que diste a vender.

¿Por qué me das dique? No pierdas el tiempo;
si sé que andás cola, muy cola por mí,
si en más de una vuelta tendrás que acordarte
del hombre que supo jugarse por ti...

Metele a los mangos, perdé los sentidos,
en farras, en tangos y en loco burdel...,
viviste engrupida de falsa grandeza...,
tapás tu pobreza con vano oropel...

¡Metele a la vida! sacale partido,
cambiando de nido, de pilcha y gavión...
Total a tu pinta, ya poco le falta
pa'ser de las tantas que van al montón...

¿Por qué me das dique, al pasar mostrando
fuleros bacanes que tallan de a cien?...
Tal vez has pensado que a mí me dio bronca,
saber que has vendido tu cuerpo otra vez...

¿Por qué me das dique, si solo mis besos,
será lo más puro que habrá en tu vivir?...
Y cuando la biaba sientas de los años,
señora de grupo, pensarás en mí...
¡ Metele a la vida! sacale partido,
cambiando de nido, de pilcha y gavión...
Total a tu pinta, ya poco le falta,
pa'ser de las tantas que van al montón...
29/12Echando mala
Tango
Francisco BrancattiPascual Clausi1929
Ki 2250-1 Ki 2250-2Odeon ParisElectrica1/3/1929 Aquí tenemos otro tango con esos motivos camperos que
tanto agradaban al inmortal intérprete. Su autor, el montevideano
Francisco Brancatti, fue un prestigioso cantor y poeta
de temas criollos, muy querido y apreciado por Carlitos
Gardel, quien grabó muchos temas suyos, eran unas letras con las que se sentía muy cómodo. Echando mala fue musicalizado por el porteño Pascual Clausi, bandoneonista y compositor de vieja estirpe.
ECHANDO MALA

Son sus ojos dos machazos lamparones
que encandilan al más maula pa'el amor...
Viera tata, se me caen los lagrimones
y ando al ñudo gambeteándole al dolor.

Ella, mesmo que el peludo, fue escarbando
hasta abrirme un hoyo dentro del corazón
y dispués que pa'su bien la iba adorando,
redepente me chució con su traición...

Desde entonces mi tatita, vivo enfermo 'e la cabeza,
yo la quise con fiereza pa'mi solo y naides más...
Y es por eso que ando ansina, como juido de la gente
con el chambergo en la frente sin poderlo echar pa'atrás...
29/13Estampilla
Tango
Manuel RomeroEnrique Delfino1929
Ki 2336-1Odeon ParisElectrica6/4/1929 Las dos glorias porteñas que han sido Delfino y Romero nos han legado juntos páginas memorables. No es el caso de este tango que sobrevive sólo gracias al milagro gardelianoESTAMPILLA

¡Estampilla!, vos sos un gran pegote,
vivís siempre de cogote, y donde quiera te enchufás;
y en donde te prendés ya no te despegás,
no hay convidada donde vos no te ubiqués...
¡Estampilla! buscá otro que te aguante
si cacharas el espiante, te regalo un coche Ford...
Si al que nos presentó lo llego a capturar,
¡ni de castaña, va a ligar!...

¿No tenés otros amigos en la vida pa'poderlos escorchar?
Ya, te encuentro en el café y en la comida, no sé cómo disparar...
Si hay una discusión, vos mojás, y al más tiburón le das la razón,
y a la hora de pagar, ¡te rajás!...
¡P'andar de garrón, vos sos un campeón!...
¡Estampilla!, ¡qué no encuentres en la vida
quién te meta en el buzón!

¡Estampilla!, vos sos un gran pegote,
vivís siempre de cogote, y donde quiera te enchufás;
sin grupo ¡que secás!, ya me tenés palmao,
¡qué no haya un auto que te cache de costao!...
¡me cach'en dié!...

¡Estampilla!, si doy algún mal paso
y algún día yo me caso, a la fiesta no faltés
y juego cinco a diez que a la hora de atorrar
¡debajo el catre vas a estar!...

¿No tenés otros amigos en la vida pa'poderlos escorchar?...
Ya, te encuentro en el café y en la comida, no sé cómo disparar...
Si hay una discusión, vos mojás, y al más tiburón, le das la razón,
y a la hora de pagar, ¡te rajás!...
¡P'andar de garrón, vos sos un campeón!...
¡Estampilla!, ¡qué no encuentres en la vida
quién te meta en el buzón!...
29/14Cachadora
Tango
Pancho Laguna (Francisco Lomuto)Pancho Laguna (Francisco Lomuto)1929
Ki 2337-1Odeon ParisElectrica6/4/1929 Este porteño de Parque Patricios, el entrañable Pancho Lomuto (pianista, director y compositor) tuvo una de las
"típicas" más populares de su tiempo. Figura fundamental del tango, firmaba sus textos como Pancho Laguna. Fue un gran amigo de Gardel, quien grabó varias de sus numerosas composiciones.
29/15Segui mi consejo
Tango
Eduardo Salvador TrongéSalvador Merico1929
Ki 2338-1Odeon ParisElectrica06/04/1929
29/16Primero yo
Tango
Pancho Laguna (Francisco Lomuto)Pancho Laguna (Francisco Lomuto)1929
Ki 2339-1Odeon ParisElectrica6/4/1929 Este porteño de Parque Patricios, el entrañable Pancho Lomuto (pianista, director y compositor) tuvo una de las
"típicas" más populares de su tiempo. Figura fundamental del tango, firmaba sus textos como Pancho Laguna. Fue un gran amigo de Gardel, quien grabó varias de sus numerosas composiciones.
29/17Barrio viejo
Tango
Eugenio CárdenasGuillermo Barbieri1929
4260 4260-1Odeon Bs. As.Electrica20/6/1929 Esta es la versión argentina del tango. De los textos escritos por Cárdenas éste es de los más bellos y vibrantes. Como
siempre, Barbieri puso el toque melódico exacto para que Carlitos entonara estos versos.
BARRIO VIEJO

Calles, donde mi lindo barrio se alzó,
calles que guardan mis ensueños de ayer,
vuelvo lo mismo que una alondra,
trayendo en mis canciones, los ecos de la fronda...

Quiero que no olvides que traje al volver,
toda la dicha que me hicieras gozar.
Por eso al llegar, quisiera dejar,
la dicha de mi cantar...

Vuelvo al pie de tu ventana,
para evocar las mañanas en que feliz me sentía...
Cuando un cantor melodioso
interrumpía el reposo de la mujer que quería...
Hoy que rondo por tus calles,
quiero llenarme de amores
bajo el raudal de esplendores
que te han hecho deslumbrar...

Barrio que nunca te he podido olvidar,
aunque mi ausencia, mucho tiempo duró,
barrio, rincón de mi alegría,
vengo a buscar la gloria de mis lejanos días...

Quiero que sepas que no puedo vivir
lejos de tus calles cubiertas de sol,
porque el esplendor que siempre hay en ti
hace revivir, mi amor...

Vuelvo al pie de tu ventana,
para evocar las mañanas en que feliz me sentía...
Cuando un cantor melodioso
interrumpía el reposo de la mujer que quería...
Hoy que rondo por tus calles,
quiero llenarme de amores
bajo el raudal de esplendores
que te han hecho deslumbrar...
29/18Aquel tapado de armiño
Tango
Manuel RomeroEnrique Delfino1929
4261 4261-1Odeon Bs. As.Electrica20/6/1929 Ironías del destino llevan a situaciones como la que surge de
este tango.
AQUEL TAPADO DE ARMIÑO

Aquel tapado de armiño
todo forrado en lamé,
que tu cuerpito abrigaba
al salir del cabaret;
cuando pasaste a mi lado
prendida a tu gigoló,
aquel tapado de armiño,
cuántas penas me causó...

¿Te acordás?, era el momento culminante del cariño,
me encontraba yo sin vento, vos amabas el armiño.
¡Cuántas noches, tiritando!, los dos junto a la vidriera
me decías suspirando: ¡ay, mi amor, si vos pudieras!...
Y yo con mil sacrificios te lo pude al fin comprar,
mangué amigos, y usureros y estuve un mes sin fumar...

Aquel tapado dé armiño
todo forrado en lamé,
que tu cuerpito abrigaba
al salir del cabaret;
me resultó al fin y al cabo
más durable que tu amor:
el tapao, lo estoy pagando
y tu amor ya se acabó...

¿Te acordás?, era el momento culminante del cariño,
me encontraba yo sin vento, vos amabas el armiño.
¡Cuántas noches, tiritando! los dos junto a la vidriera
me decías suspirando: ¡ay, amor, si vos pudieras!...
Y yo con mil sacrificios te lo pude al fin comprar,
mangué amigos, y usureros y estuve un mes sin fumar...
29/19Estampilla
Tango
Manuel RomeroEnrique Delfino1929
4262 4262-1Odeon Bs. As.Electrica20/6/1929 Las dos glorias porteñas que han sido Delfino y Romero nos han legado juntos páginas memorables. No es el caso de este tango que sobrevive sólo gracias al milagro gardelianoESTAMPILLA

¡Estampilla!, vos sos un gran pegote,
vivís siempre de cogote, y donde quiera te enchufás;
y en donde te prendés ya no te despegás,
no hay convidada donde vos no te ubiqués...
¡Estampilla! buscá otro que te aguante
si cacharas el espiante, te regalo un coche Ford...
Si al que nos presentó lo llego a capturar,
¡ni de castaña, va a ligar!...

¿No tenés otros amigos en la vida pa'poderlos escorchar?
Ya, te encuentro en el café y en la comida, no sé cómo disparar...
Si hay una discusión, vos mojás, y al más tiburón le das la razón,
y a la hora de pagar, ¡te rajás!...
¡P'andar de garrón, vos sos un campeón!...
¡Estampilla!, ¡qué no encuentres en la vida
quién te meta en el buzón!

¡Estampilla!, vos sos un gran pegote,
vivís siempre de cogote, y donde quiera te enchufás;
sin grupo ¡que secás!, ya me tenés palmao,
¡qué no haya un auto que te cache de costao!...
¡me cach'en dié!...

¡Estampilla!, si doy algún mal paso
y algún día yo me caso, a la fiesta no faltés
y juego cinco a diez que a la hora de atorrar
¡debajo el catre vas a estar!...

¿No tenés otros amigos en la vida pa'poderlos escorchar?...
Ya, te encuentro en el café y en la comida, no sé cómo disparar...
Si hay una discusión, vos mojás, y al más tiburón, le das la razón,
y a la hora de pagar, ¡te rajás!...
¡P'andar de garrón, vos sos un campeón!...
¡Estampilla!, ¡qué no encuentres en la vida
quién te meta en el buzón!...
29/20Cachadora
Tango
Pancho Laguna (Francisco Lomuto)Pancho Laguna (Francisco Lomuto)1929
4263 4263-1Odeon Bs. As.Electrica20/6/1929 Este porteño de Parque Patricios, el entrañable Pancho Lomuto (pianista, director y compositor) tuvo una de las
"típicas" más populares de su tiempo. Figura fundamental del tango, firmaba sus textos como Pancho Laguna. Fue un gran amigo de Gardel, quien grabó varias de sus numerosas composiciones.
29/21Malevaje
Tango
Enrique Santos DiscépoloJuan de Dios Filiberto1929
4264 4264-1Odeon Bs. As.Electrica20/6/1929 Dos gloriosas figuras de nuestra lírica ciudadana se juntaron para dejarnos esta página imperecedera, tan magníficamente
interpretada por "El Zorzal Criollo"
MALEVAJE

¡Decí por Dios! ¿qué me has dao?
que estoy tan cambiao,
¡no sé más quien soy!
El malevaje extraña,
me mira sin comprender...
Me ve perdiendo el cartel
de guapo, que ayer brillaba en la acción...
¿No ves que estoy embretao,
vencido y maniao en tu corazón?

Te vi pasar, tangueando altanera,
con un compás tan hondo y sensual
que no hice más que verte y perder
la fe, el coraje, el ansia e'guapear.
No me has dejao ni el pucho en la oreja
de aquel pasao malevo y feroz...
¡Ya no me falta pa'completar
más que ir a misa e hincarme a rezar...!

Ayer, de miedo a matar,
en vez de pelear me puse a correr...
Me vi a la sombra o finao,
pensé en no verte y temblé...
¡Si yo — que nunca aflojé —
de noche, angustiao me pongo a llorar!...
¡Decí por Dios! ¿qué me has dao?
que estoy tan cambiao
¡no sé más quien soy!

Te vi pasar, tangueando altanera,
con un compás tan hondo y sensual
que no hice más que verte y perder
la fe, el coraje, el ansia e'guapear.
No me has dejao ni el pucho en la oreja
de aquel pasao malevo y feroz...
¡Ya no me falta pa'completar
más que ir a misa e hincarme a rezar!...
29/22Tango, te cambiaron la pinta
Tango
Richard RussoRichard Russo1929
4265 4265-1Odeon Bs. As.Electrica20/6/1929 El único autor de este tango era montevideano y se llamaba
en realidad Alberto Bahamonde Vignoli. Fue periodista,
pianista, cantor y locutor. Fue muy amigo de Gardel, a
quien presentó en radio Prieto cuando éste cantó por
primera vez en dicha emisora, en 1928. Ese año también fue
testigo del gran suceso de Carlitos en París. Entre sus varias
composiciones figura el tango Virgencita de Pompeya, que
también grabó el inmortal cantor.
TANGO, TE CAMBIARON LA PINTA

Firulete trazao en la vedera
frente al viejo convento de arrabal,
de ande salió la purreta milonguera
que se engrupe a los giles del Pigall.
Te has Ilegao hasta el centro 'e prepotencia
y como hombre de agallas te has portao;
y hasta aquellos que la van con decencia
a los sones del fuelle has dominao.

¡Tango!
que ocupás el primer rango
en milongas y salones,
en el centro y arrabal...
¡Tango!
flor de lujuria y de fango,
que los dandys y matones
por vos dan hasta el puñal...

Te cambiaron la pinta allá en Europa,
y en francés te llamaron "le tangó";
pero vos no has cambiado con la ropa,
y seguís siendo siempre como yo.
El dolor del convento en que naciste,
no sé si por tu bien o por tu mal,
vas derramando en tu cadencia triste,
como es triste, también, el arrabal...

¡Tango!
que cuando me falta un mango
te canto y me das consuelo
llenándome el corazón.
¡Tango!
por más perverso y guarango,
para mí sos como el cielo,
aunque seas mi perdición...
29/23Primero yo
Tango
José RialRafael Rossi1929
4266 4266-1Odeon Bs. As.Electrica20/6/1929 Este tango es uno de los muchos "clásicos gardelianos", compuestos por Rossi y Rial, amigos y colaboradores del gran cantor.PRIMERO YO

Podés pasar por mi lado como pasastes anoche,
inflada de despotismo, con lirismo de cartel.
Podés pasar por mi lado y hacer de risas derroche,
como perfecta guaranga estás en tu gran papel.
Saliste de mi academia con nociones de cultura:
yo te di los mejorcitos ejemplos de educación...
Pero ya estoy convencido que por tu cabeza dura,
no debí perder el tiempo en darte tanta lección...

Se cumplieron los afanes
de tu suplicado ruego,
y como el amor es ciego
en tu fibra de mujer,
me adoraste ciegamente
y tan ciega te sentiste
que una tarde te perdiste
y fue para no volver...

Para mí no has pelechado... Sos siempre la misma cosa
por mucho que galantees al pasar en tu Renault.
Transparentan tus modales una moral desastrosa:
podrán cambiarte de aperos, pero de costumbres, no.
Nosotros hemos tenido un diferente destino:
vos te fuiste para arriba en placentera ascensión,
yo me quedé empantanado en la mitad del camino...
¡A vos te ayudó la suerte y a mí, me desheredó!...

Primero yo, por más suerte
que te acamalé la guita...
Está la página escrita
de lo que fue nuestro amor...
Y aunque la sigas gozando
entre bacanes bichocos...
en la lista de tus cosos,
¡primero, primero yo!...
29/24Carinito
Tango
Luis Garros PeGuillermo Barbieri1929
4270 4270-1Odeon Bs. As.Electrica21/6/1929 Garros Pe, se llamaba Luis Gaspar Pierotti y fue empresario y amigo de
Gardel. Su nombre, coCARIÑITO

Te fugaste una mañana,
cuando aún todos dormian,
sin pensar que allí dejabas
a lo mejor que querías...
Te fuiste detrás de un hombre
que a poco te abandonó.
Sé que pasaste miserias
y que sufriste un horror...

¡Cariñito!
te llamaban los muchachos.
¡Cariñito!
te llamaba yo también.
¡Cariñito!
que te fuiste de mi lado
dejándome destrozado
para mi mal o mi bien.

Aunque mala me hayas sido
y el perdón no merecés,
volvé, que yo te he olvidado...
Volvé a tu casa otra vez.
Que tu viejita se muere
de tanto sufrir por vos.
Que ella ya te ha perdonado
porque nos quiere a los dos…

¡Cariñito!
aún no he podido olvidarte.
¡Cariñito!
por qué lado andarás...
¡Cariñito!
¿Cuál habrá sido tu suerte
¿qué hombre podrá bien quererte,
para tu bien o tu mal?mo letrista, quedó en la historia del tango gracias a Carlitos, quien le grabó varios temas. Cariñito, con la siempre eficaz musicalización de Barbierimes uno de ellos.
CARIÑITO

Te fugaste una mañana,
cuando aún todos dormian,
sin pensar que allí dejabas
a lo mejor que querías...
Te fuiste detrás de un hombre
que a poco te abandonó.
Sé que pasaste miserias
y que sufriste un horror...

¡Cariñito!
te llamaban los muchachos.
¡Cariñito!
te llamaba yo también.
¡Cariñito!
que te fuiste de mi lado
dejándome destrozado
para mi mal o mi bien.

Aunque mala me hayas sido
y el perdón no merecés,
volvé, que yo te he olvidado...
Volvé a tu casa otra vez.
Que tu viejita se muere
de tanto sufrir por vos.
Que ella ya te ha perdonado
porque nos quiere a los dos…

¡Cariñito!
aún no he podido olvidarte.
¡Cariñito!
por qué lado andarás...
¡Cariñito!
¿Cuál habrá sido tu suerte
¿qué hombre podrá bien quererte,
para tu bien o tu mal?
29/25Haragan
Tango
Manuel RomeroEnrique Delfino1929
4271 4271-1Odeon Bs. As.Electrica21/6/1929 Se trata de una versión recientemente recobrada de este
humorístico tango aunque no poco veraz en sus definiciones al que el cantor añade matices propios. Sujetos de esa índole existieron, existen y existirán.
¡HARAGÁN!...

¡La pucha que sos reo y enemigo de yugarla!
La esquena se te frunce si tenés que laburarla...
Del orre batallón vos sos el capitán;
vos crees que naciste pa'ser un sultán...

Te gusta meditarla, panza arriba en la catrera
y oír las campanadas del reló de Balvanera...
¡Salí de tu letargo! ¡Ganate tu pan!
Si yo no te largo... ¡Sos muy haragán!...

¡Haragán!
si encontrás al inventor del laburo, lo fajás...
¡Haragán!
si seguís en ese tren yo te amuro... ¡cachafaz!...
¡Grandulón!
prototipo de atorrante robusto, gran bacán;
¡despertá!
si dormido estás, ¡pedazo de haragán!...

El día del casorio dijo el tipo 'e la sotana:
"el coso debe siempre mantener a su fulana"...
Y vos interpretás las cosas al revés...
¿Qué yo te mantenga es lo que querés?...
Al campo a cachar giles, que el amor no da pa'tanto...
A ver si se entrevera porque yo ya no lo aguanto...
Si en tren de cara rota pensás continuar,
"Primero de Mayo", te van a llamar.

¡Haragán!
si encontrás al inventor del laburo, lo fajás...
¡Haragán!,
si seguís en ese tren yo te amuro... ¡cachafaz!...
¡Grandulón!,
prototipo de atorrante robusto, gran bacán;
¡despertá!
si dormido estás, ¡pedazo de haragán!...
29/26Seguí mi consejo
Tango
Eduardo Salvador TrongéSalvador Merico1929
4272 4272-1Odeon Bs. As.Electrica21/6/1929 El italiano Merico llegó a Buenos Aires en 1910, donde alcanzó gran prestigio como músico y desarrolló una labor muy intensa. Fue violonchelista, pianista, director y compositor. Dejó algunos temas bellísimos, de los cuales varios fueron grabados por su amigo Gardel. Fue testigo del
encuentro de Carlitos con el célebre tenor Enrico Caruso en 1915, a bordo del Infanta Isabel. Fue cuando Caruso felicitó a El Morocho después de oírlo cantar: "iMolto bene'... ¡Bella voce!". Por su parte, El Gordo Trongé tenía amistad con el gran cantor desde la adolescencia y en su tiempo escribió un buen número de obras para el teatro criollo, del que llegó a ser un autor importante.
SEGUÍ MI CONSEJO

Rechiflate de] laburo, no trabajés pa' los ranas,
tirate a muerto y vivila como la vive un bacán,
cuidate de¡ surmenage, dejate de hacer macanas,
dormila en colchón de plumas y morfala con champán...
Atorrala doce horas cuando el sol no esté a la vista,
vivila siempre de noche porque eso es de gente bien,
tirale el lente a las minas que ya estén comprometidas
pa'que te salgan de arriba y no te cuesten tovén...

Si vas a los bailes, parate en la puerta,
campaneé a las minas que sepan bailar,
no saqués paquetes que dan pisotones,
¡que sufran y aprendan a fuerza 'e planchar!
Aprendé de mí que ya estoy jubilado,
no vayas al puerto... ¡te puede tentar!...
Hay mucho laburo, te rompés el lomo,
y no es de hombre pierna ir a trabajar...

No vayás a lechería a pillar café con leche,
morfate tus pucheretes en el viejo Tropezón,
y si andás sin medio encima, cantale: ¡fiao! a algún mozo
en una forma muy digna pa'evitarte el papelón.
Refrescos, limones, chufas, no lo tornés ni aun en broma...
Piantale a la leche, hermano, que eso arruina el corazón...
Mandate tus buenas cañas, hacete amigo del whisky,
y antes de morfar rociate con unos cuantos pernod...

Si vas a los bailes, parate en la puerta,
campaneá a las minas que sepan bailar,
no saqués paquetes que dan pisotones,
¡que sufran y aprendan a fuerza 'e planchar!...
Aprendé de mí que ya estoy jubilado,
no vayas al puerto... ¡te puede tentar!...
Hay mucho laburo, te rompés el lomo,
y no es de hombre pierna ir a trabajar...
29/27Callejera
Tango
Enrique CadícamoFausto Frontera1929
4273 4273-1Odeon Bs. As.Electrica21/6/1929 El porteño Fausto Miguel Frontiera, como en verdad se
llamaba, fue de los violinistas más importantes de su tiempo y uno de los primeros que anduvo imponiendo nuestra música por el viejo mundo. Su tango Callejera, con texto del gran Cadícamo es un clásico gardeliano.
CALLEJERA

Cuando apurada pasás, rumbo quién sabe a qué parte
haciendo lucir con arte, tu silueta al caminar.
Va diciendo ese taquear que tenés de milonguera:
¡Callejera... Callejeral... ¿adónde irás a parar?...

Y esos trajes que empilchás, no concuerdan con tu cuna,
pobre mina pelandruna, hecha de seda y percal...
Y en fina copa 'e cristal hoy tomás ricos licores,
y entre tantos resplandores, se encandiló tu arrabal...

¡Callejera!
que taqueás de sur a norte dando dique con el corte
de ese empilche que llevás...
¡Callejera!
vos también sos milonguita
y en el alma de tu almita una pena sepultás.

Triunfa tu gracia, ya sé... y en los rondines nocheros,
sos de los muebles diqueros, el que da más relumbrón...
Despilfarrás tentación pero también ¡callejera!
cuando estés vieja y fulera, tendrás muerto el corazón...

Seguí nomás, deslizá tus abriles por la vida,
fascinada y engrupida por las luces del Pigall,
que cuando empiece a tallar el invierno de tu vida
notarás arrepentida que has vivido un carnaval...

¡Callejera!
que taqueás de sur a norte dando dique con el corte
de ese empilche que llevás...
¡Callejera!
vos también sos milonguita
y en el fondo de tu almita una pena sepultás...
29/28Sevilla
Pasodoble
Enrique Delfinoy Manuel MorenoEnrique Delfinoy Manuel Moreno1929
4274 4274-1Odeon Bs. As.Electrica21/6/1929 Esta es la primera versión de las dos editadas. El pianista y compositor Manuel Moreno era hijo del prestigioso
maestro Eduardo Moreno Manella, cuya academia de la calle
Cangallo era visitada por muchas figuras del tango de la
época. Entre ellos estaban Gardel, Razzano y Ricardo, quienes acudían allí para que los Moreno pasaran al pentagrama sus músicas. Enrique Delfino vivía en el piso superior del instituto y bajaba al mismo a repasar sus obras. Allí nació este pasodoble.
SEVILLA

¡Sevilla!
Luz divina en tu cielo brilla, esplendente suelo español,
tierra del sol, de las flores y del amor.
¡Sevilla!
Bailes, coplas y manzanilla, tus mujeres de fuego son,
y hay en sus ojos luz de pasión.

Es tu vergel encantador bello jardín de amor...
Es un Edén para soñar, en la embriaguez de amar,
sevillana de la tierra del sol;
en mi corazón, nació una ilusión...
todo mi dolor, calmará tu amor...

¡Sevilla!
Como reina, a tus pies se humilla,
silencioso el Guadalquivir.
Quiero vivir en tu suelo y después morir...
¡Sevilla!
Tu Giralda de maravilla,
cual encaje de blanco tul, adorna airosa tu cielo azul.

Vibra en mi ser gran emoción
al ver a un matador, frente a la fiera, al torear,
con gran valor, matar...
Bellos ojos tras las rejas se ven
de extraño fulgor, brillantes de amor...
Se oye la canción llena de pasión...

¡Sevilla!
Luz divina en tu cielo brilla, esplendente suelo español,
tierra del sol, de las flores y del amor...
¡Sevilla!
Bailes, coplas y manzanilla, tus mujeres de fuego son,
y hay en sus ojos luz de pasión.
29/30Tan grande y tan sonso
Tango
Juan B. A. ReyesGerardo Malos Rodríguez1929
4276Odeon Bs. As.Electrica21/6/1929 Juan Bautista Abad Reyes (entrerriano y uruguayo por
adopción) fue muchísimos años redactor del diario El Día. Como periodista y autor teatral tuvo una intensa
actividad en ambas orillas del Plata. Escribió muchas canciones, de las que están gloriosamente vivas las que grabó Gardel: la tonada Mentiras y el tango Te fuiste... ja,ja, compuesta junto al célebre Matos Rodríguez.
TE FUISTE, JA, JA

¿Te juiste? ¡ja, jal... ¡qué te vaya bien!...
¡Piantá de la via que te cacha el tren!
Mi bulin está mucho más lindo,
mas aireao, ventilao y compadre,
con las pilchas por el suelo, todo bien desarreglao.

Ya no tengo nadie que la bronque,
ni pichicho que me muerda o ladre;
te agradezco mina otaria, de que me hayas amurao...

¿Te juiste? ¡ja, jal... ¡qué te vaya bien!...
¡Piantá de la via que te cacha el tren!
La catrera con ser tan grandota,
yo te aseguro, que no te ha extrañan,
pues tu ausencia solo se nota en que duermo despatarrao...

Y, de tarde, cuando el piberío del triste convento
empieza a gritar, me despierto feliz y me río,
y al ver que te has ido me pongo a cantar...

¿Te juiste? ¡ja, jal... ¡qué te vaya bien!
¡Piantá de la via que te cacha el tren!

Sin embargo, allá en el fondo
de mi alma, la loca pavura
me trabaja 'e prepotencia
y no te lo oculto más.

Tengo miedo que una de estas noches,
cometás la terrible locura de sentirte Magdalena...
y al cotorro te volvás.
¡No, por favor, que estoy muy debute solito!
¿Te juiste? ¡ja, ja, ja, ja! ¡Qué te vaya bien!
¡Piantá de la via que te cacha el tren!...
29/31Como todas
Vals
Alonso y TrellesAmérico Chiriff1929
4290Odeon Bs. As.Electrica28/6/1929 Esta es la segunda versión de la página de El Viejo Pancho,
realizada en Buenos Aires y que, a nuestro criterio, tiene aún más carácter que la anterior. La interpretación de Gardel es más intensa y pareja que la editada en París.
COMO TODAS

¡Oigale a la moza! ¿llorás porque el gaucho
se jué pa los pagos de ande no se güelve,
y has quedao solita como oveja guacha
que no tiene un perro que por ella vele?...

No siento tu pena que ha de ser fingida,
siento la del triste que se jué pa'siempre,
si se le hizo cierto que vos lo querías,
y que en tus pupilas iba él solo a verse...

Porque si jué ansina, cuando hasta su fosa
de tus risas locas los ecos le lleguen,
sentirá que el hielo de tu olvido infame
más frío es que el hielo de la mesma muerte;
y sepa por boca de alguna luz mala
que ya andás buscando que alguien te consuele,
pa'tenerlo 'e Cristo como a él lo has tenido,
haciendo lo que hacen tuitas las mujeres...

Al verse entre el hoyo maniao y sin daga,
sin poder llamarte y anhelando al pepe,
la luz de unos ojos pa'sus ojos ciegos,
y el calor de un seno pa'su helada frente,
sentirá la rabia desatada y loca
del bagual arisco sujeto al palenque
cuando las cacharpas le aprietan el lomo
¡y ni la manea ni el bozal se ruempen!...

¡Oigale a la moza! ¿llorás porque el gaucho
se jué pa los pagos de ande no se güelve,
y has quedao solita como oveja guacha
que no tiene un perro, que por ella vele?

No tengo a tu pena ni un poquito 'e lástima,
siento la del gaucho que se jué pa'siempre,
porque sé lo triste que es hallarse solo,
cuando se ha querido como el gaucho quiere...
29/32Tengo miedo
Tango
Celedonio FloresJosé María Aguilar1929
4291 4291-1Odeon Bs. As.Electrica28/6/1929 La versión argentina de este tangazo habia sido descartada
por Carlitos. Fue recientemente rescatada.
TENGO MIEDO

En la timba de la vida, me planté con siete y medio
siendo la única parada de la vida que acerté;
yo ya estaba en la pendiente de la ruina, sin remedio,
pero un día dije ¡planto! y ese día me planté...
Yo dejé la barra rea de la eterna caravana,
me aparté de la milonga y su rante berretín,
con lo triste de mi noche hice una hermosa mañana:
cementerio de mi vida, convertido en un jardín...

Gargonier, carreras, timbas, copetines de viciosos
y cariños pasajeros, besos falsos de mujer,
todo enterré en el olvido del pasado bullicioso
por el cariño más santo que un hombre pueda tener.
Hoy, ya ves, estoy tranquilo. Por eso es que buenamente
te suplico que no vengas a turbar mi dulce paz...
Que me dejes con mi madre, que a su lado santamente,
edificaré otra vida ya que me siento capaz...

Yo te ruego que no vengas, tengo miedo de encontrarte,
porque hay algo en mi existencia que no te puede olvidar;
tengo miedo de tus ojos, tengo miedo de besarte,
tengo miedo de quererte y de volver a empezar...
¡Sé buenita! no me busques, apartate de mi senda,
tal vez en otro cariño encontrés tu redención;
vos sabés que yo no quiero que mi chamuyo te ofenda,
es que tengo mucho miedo que me faye el corazón...
29/33Aquel muchacho triste
Tango
José de GrandisJosé de Grandis1929
4292 4292-1Odeon Bs. As.Electrica28/6/1929 Ésta es la versión grabada en Argentina de esta bella página. Encuentra nueva definición en su pátina melancólica, hondamente dicha por Carlitos.AQUEL MUCHACHO TRISTE

Llegaste a este barrio, aquella tardecita
trayendo tu alegría como una bendición,
y nuestra muchachada, al verte tan bonita,
retuvo en sus pupilas tu mágica visión.

Los mozos más apuestos, tenorios insinuantes,
vertieron en tu oído ternuras sin igual,
ni te faltaron cartas rimadas y galantes
desde el vulgar versito al fino madrigal...

Y en las noches silenciosas al pie de tu humilde reja,
un cantor alzó las quejas de sus penas angustiosas,
y su amoroso lamento iba volcando en el viento
sus palabras armoniosas...
Mientras que el grito de su alma
rompía la dulce calma de la dueña de su amor.

Y un día palpitaste y un día que conociste
la dicha más suprema: sentir una pasión...
¡Y aquel muchacho bueno... tan pálido y tan triste...
quién sabe con qué frase ganó tu corazón!...

Y viendo que hoy te casás, el barrio entristecido
presiente que otra piba más linda no ha de hallar,
y aquellos que te adoran, al ver que te han perdido,
quién sabe cuántas veces tu ausencia han de llorar...

Y en las noches silenciosas, al pie de tu humilde reja,
un cantor alzó las quejas de sus penas angustiosas,
y su amoroso lamento iba volcando en el viento
sus palabras armoniosas...
Mientras que el grito de su alma
rompía la dulce calma de la dueña de su amor.
29/34Cabecita negra
Tango
Atilio SupparoAgustín Bardi1929
4293 4293-1Odeon Bs. As.Electrica28/6/1929 Este tango se debe al talento de uno de los más grandes músicos que ha tenido nuestra lírica ciudadana, don Agustín
Bardi. Inició su trayectoria como violinista junto a El Tano Genaro, pero pronto dejó
este instrumento por el piano, desde cuyo teclado creó
memorables páginas para mayor gloria del género. El texto de Cabecita negra pertenece al poeta uruguayo Atilio Supparo, hombre de gran prestigio en la escena criolla para la que hizo varios títulos y en donde incursionó también como actor. Fue muy amigo de Carlitos Gardel, a quien lo unían innumerabies
vivencias.
CABECITA NEGRA

Inútil canción ¿para quien cantás?
si ya la pebeta no escucha tu voz,
ni pone en tu boca la dulce ración
pa'que con tu pico la puedas besar...
¡callate! no sigas tu triste gorjeo,
¿no ves que tu canto, me agranda este mal?...

Callate unos días, muy pocos tal vez,
ya verás qué alegría te aguarda después...
Si quiere el destino traerme a la ingrata,
seguí con tu trino, con tal que alegrés,
si en cambio resuelve odiarme nomás,
y se queda y no vuelve, entonces verás:
yo te abro la jaula, búscala en tu vuelo,
decile a esa maula, ¿por quién le cantas?...

Inútil canción ¿para quien cantás?
si ya la pebeta no escucha tu voz,
ni pone en tu boca la dulce ración
pa'que con tu pico la puedas besar...
¡Callate! no sigas tu triste gorjeo,
¿no ves que tu canto, me agranda este mal?...

Serás como un hijo que busca la unión,
y que lleva un recuerdo atado a un perdón
y vuelve trayendo, como un triunfador,
un beso en el pico y un lazo de amor...
¡Callate, no cantés! que siento en tu voz
como un eco distante, diciéndome ¡adiós!...
La jaula está abierta, tendé tu volido
y al lao de su oído, cantá por los dos...
29/35Rie. payaso
Tango
Virgilio CarmonaEmilio Falero1929
4294 4294-1Odeon Bs. As.Electrica28/6/1929 Este es otro clásico de los cuñados Falero y Carmona, brillantemente llevado al surco por Carlitos.RÍE PAYASO

El payaso con sus muecas y su risa exagerada,
nos invita, camaradas, a gozar del carnaval...
¿No notáis en esa risa, una pena disfrazada,
que su cara almidonada, nos oculta una verdad?

Ven payaso, yo te invito, compañero de tristezas,
ven acércate a mi mesa, si te quieres embriagar.
Que si tú tienes tus penas,
yo también tengo las mías, y el champán hace olvidar...

¡Ríe!, tu risa me contagia
con la divina magia de tu gracia sin par.
¡Bebamos mucho!, bebamos porque quiero
con todo este dinero hacer mi carnaval...

¿Llora payaso, buen amigo?...
No llores, que hay testigos que ignoran tu pesar.
¡Seca tu llanto y ríe con alborozo!
A ver, pronto: ¡che mozo! tráiganos más champán...

Yo también, como el payaso de la triste carcajada,
tengo el alma destrozada, y también quiero olvidar;
embriagarme de placeres en orgías desenfrenadas,
con mujeres alquiladas, entre música y champán...
Hace un año justamente, era muy de madrugada,
regresaba a mi morada con deseos de descansar.
Al llegar vi luz prendida en el cuarto de mi amada...
¡Es mejor no recordar!...

¿Llora payaso, buen amigo?
No llores, que hay testigos que ignoran tu pesar...
¡Seca tu llanto, y ríe con alborozo!
A ver, pronto: ¡che mozo! tráiganos más champán...
29/36La casita esta triste
Tango
Jose de GrandisLuis Bernstein1929
4295Odeon Bs. As.Electrica28/6/1929 Un cuadro conmovedor nos pinta de Grandis en esta
página musicalizada con sensibilidad por Luis Bernstein, contrabajista, bandoneonista, compositor y hermano menor del legendario "Alemán" Bernstein. La magia de Gardel nos traslada allí.
LA CASITA ESTÁ TRISTE

Los chicos no juegan, la casa está triste,
la gente camina, en punta de pie;
el alma de ella, en todo subsiste,
el alma tan buena, de la que se fue...

Sollozos furtivos, suspiros y quejas
se oyen muy suaves, cual leve rumor
de los que han quedado...
Se postran las viejas y elevan plegarias
a Nuestro Señor...

Un hombre murmura: ¡qué mala es la vida!
llevarla tan joven, indigna pensar,
tan buena y tan bella, por todos querida...
dejar en tristeza conmigo a su hogar...

La gente la extraña: ¡si era tan buenal...
con todos charlaba, con todos se vio,
por eso en su muerte, se ve tan serena,
será que su almita, al cielo voló...

Despunta la aurora y mecen las brisas,
las plantas, las flores, que tanto cuidó,
y añoran sus riegos, su dulce sonrisa
y tiernos cuidados que en vida les dio...

Se asoma un nenito, rosado, sonriente,
pregunta a su padre: mamá... ¿dónde está?...
y al ver el cadáver le dice, doliente:
¡papito!, yo quiero dormir con mamá...
29/37Muñeca brava
Tango
Enrique CadícamoLuis Visca1929
4296 4296-1Odeon Bs. As.Electrica28/6/1929 Luis Visca, pianista y compositor del porteño barrio de El Once, empezó a ser popular cuando formó un conjunto con Juan D'Arienzo. Lo unía una gran amistad al poeta Enrique Cadícamo, con quien viajó a Europa a raíz del éxito de Compadrón. Muñeca brava fue otra gran pegada de ambos, y mantiene su éxito incólume hasta hoy en día. Por supuesto, la gran versión es la de Carlitos.MUÑECA BRAVA

¡Che madam! que parlás en francés
y tirás ventolin a dos manos,
que escabias copetin bien frappé
y tenés gigoló bien bacán...

Sos un biscuit de pestañas muy arqueadas,
muñeca brava, bien cotizada...
Sos del Trianon... del Trianon de Villa Crespo...
milonguerita... juguete de ocasión...

Tenés un camba que te hace gustos,
y veinte abriles que son diqueros
y muy repleto tu monedero
pa'patinarlo de norte a sur...
Te baten todos ¡Muñeca brava!
porque a los giles mareas sin grupo...
Pa'mi sos siempre la que no supo
guardar un cacho de amor y juventud...

Campaneá la ilusión que se va
y embrocá tu silueta sin rango...
y si el llanto te viene a buscar
escurrí tu dolor y reí...
¡ Meta champán!... que la vida se te escapa,
muñeca brava, flor de pecado...
Cuando llegués al final de tu carrera,
tus primaveras verás languidecer...

Tenés un camba que te hace gustos,
y veinte abriles que son diqueros
y muy repleto tu monedero
pa'patinarlo de norte a sur...
Te baten todos ¡Muñeca braval...
porque a los giles mareas sin grupo...
Pa'mi sos siempre la que no supo
guardar un cacho de amor y juventud...
29/38Milonguera
Tango
José María AguilarJosé María Aguilar1929
4390 4390-1Odeon Bs. As.Electrica22/7/1929 Esta bella página es otro ejemplo del talento creador (le El Indio Aguilar. Milonguera se convirtió, y sigue siendo, un clásico gardeliano.MILONGUERA

Milonguera, de melena recortada,
que ahora te exhibes en el Pigall...
no recuerdas tu cabeza alocada,
por cabellos relucientes sin igual,
acordáte, que tu mama acariciaba,
con sus manos pequeñitas de mujer,
tu cabeza de muchachita alocada,
que soñaba con grandezas y placer.

Una noche, te fugaste del hogar que te cuidó,
y a la vieja abandonaste que en la vida te adoró,
en busca de los amores y para buscar placeres
fuiste con otras mujeres al lugar de los dolores.

Milonguera, de melena recortada,
que antes tenía hogar feliz,
no recuerdas a tu viejita amargada
que ignora todavía tu desliz.
Acordáte de aquel novio enamorado,
que luchaba por formarte un buen hogar.
y que tímido, feliz y más confiado
colocaba tu recuerdo en un altar.

Ahora sola, abandonada, en las alas del placer,
vas dejando acongojada tus ensueños de mujer.
De tus trenzas en la historia ni unas hebras quedarán
que perduren tu memoria a los que te llorarán...

Milonguera, de melena recortada, que ahora te exhibes en el Pigall...
no recuerda tu cabeza coronada, por cabellos relucientes sin igual.
Acordate, que tu mama acariciaba, con sus manos pequeñitas de mujer,
tu cabeza de muchachita alocada, que soñaba con grandezas y placer...
29/39Cruz de palo
Tango
Enrique CadícamoGuillermo Barbieri1929
4391 4391-1Odeon Bs. As.Electrica22/7/1929 Inspiradísimas páginas lograron juntos el guitarrista Barbieri y el entonces joven poeta Cadícamo. En esta edición argentina de Cruz de palo el inmortal cantor nos brinda un enfoque diverso de esta preciosa pintura criolla.CRUZ DE PALO

Juntito al arroyo, besao por los sauces y poblao de flores, de esmalte y de luz,
sin letras, crespones ni nombres tallados, se alzan junto a un sauce, dos palos en cruz...
Una sepultura que entuavia el cardo no pudo cercarla y en donde el chus chus
de alguna lechuza se escucha agorera sobre la cimera de esa vieja cruz...

El sauce le llora un Ave María,
el boyero, en cada chiflido que (dice: silbido le) da,
acaso le quiere rezar un bendito
junto con las quejas que entona el sabiá...
Dicen los más viejos, haciéndose cruces
que al pasar de noche por ese lugar
oyen que se quejan los ñacurutuces
de un modo tan fiero que hasta hace temblar...
Y en las noches malas, cuando enrieda el viento
su vago lamento en el saucedal,
por la cruz de palo, una luz camina,
que corre y que vuela por el pastizal...

Pa' un día de dijuntos de hace varios años,
se llegó una moza juntito a la cruz,
la cabeza engüelta con un negro rebozo,
los ojos llorosos, tristes y sin luz...
¡Qué frío, canejo, sentirán los muertos!
Pues la moza aquella se le arrodiyó,
lloró cuanto quiso, besuqueó la tumba,
le dijo ¡hasta pronto! pero no volvió...

El sauce le llora un Ave María, el boyero, en cada chiflido que da,
acaso le quiere rezar un bendito junto con las quejas que entona el sabiar...
Dicen los más viejos, haciéndose cruces que al pasar de noche por ese lugar
oyen que se quejan los ñacurutuces de un modo tan fiero que hasta hace temblar...
29/40Echando mala
Tango
Francisco BrancattiPascual Clausi1929
4392 4392-1Odeon Bs. As.Electrica22/7/1929 Aquí tenemos otro tango con esos motivos camperos que
tanto agradaban al inmortal intérprete. Su autor, el montevideano
Francisco Brancatti, fue un prestigioso cantor y poeta
de temas criollos, muy querido y apreciado por Carlitos Gardel, quien grabó muchos temas suyos, eran unas letras con las que se sentía muy cómodo. Echando mala fue musicalizado por el porteño Pascual Clausi, bandoneonista y compositor de vieja estirpe.
ECHANDO MALA

Son sus ojos dos machazos lamparones
que encandilan al más maula pa'el amor...
Viera tata, se me caen los lagrimones
y ando al ñudo gambeteándole al dolor.

Ella, mesmo que el peludo, fue escarbando
hasta abrirme un hoyo dentro del corazón
y dispués que pa'su bien la iba adorando,
redepente me chució con su traición...

Desde entonces mi tatita, vivo enfermo 'e la cabeza,
yo la quise con fiereza pa'mi solo y naides más...
Y es por eso que ando ansina, como juido de la gente
con el chambergo en la frente sin poderlo echar pa'atrás...

Alguien dice que con ella fui salvaje
y que fue eso lo que la desorientó,
son pavadas que hoy inventa el paisanaje,
pa'gozarse de mi suerte, ¡o qué sé yo!...

No le cuente a mi viejita que he llorado;
déjela, que con giniebra voy a sobar
esta pena que en mi pecho se ha enterrao
y que solo Dios la sabe avalorar...

Si algún día, por si acaso, se tropiezan
con la ingrata, dígale, querido tata,
que del mundo me perdí...
Seguiré donde me lleven mis desventuras malditas,
mientras tanto, a mi viejita, dele un beso, usted por mí...
29/41Flor campera
Tango
Juan Pedro LópezJosé María Aguilar1929
4393 4393-1Odeon Bs. As.Electrica22/7/1929 Esta versión ofrece algunas variantes de matices y modulación con respecto a la otra, grabada en la misma fecha. Era costumbre de Gardel grabar versiones opcionales si no quedaba contento con la primera.FLOR CAMPERA

La flor del pago te llamaban todos,
porque eras linda, paisanita hermosa,
porque a diez leguas no nació otra moza
que despertara tan extraño amor...

Cuando a los bailes tu silueta entraba,
el corazón del paisanaje ardía,
y era seguro que una voz decía
¡guarda muchachos, ya cayó la flor!...

Pero un día a la florcita, se le metió en la cabeza,
la ciudad con su grandeza y su vida artificial,
y una tarde enloquecida la arrebató el torbellino,
de ilusiones, el destino, la trajo a la Capital...

Y allá quedaron los paisanos tristes,
y mudo el pago y el hogar sombrío,
¿quién de esas almas llenará el vacío
que la florcita le dejó al marchar?...
Que mal pagastes el cariño nuestro
y el de tus padres que te amaban tanto,
los pobres viejos ya no tienen llanto,
parecen sombras en el triste hogar.

Todas las noches un gaucho, que más parece una sombra,
llega y cantando te nombra, después llorando se va,
si no sabés de quién es, esa doliente visión,
buscala en tu corazón, que en tu corazón está...

La flor del pago te llamaban todos,
porque eras linda, paisanita hermosa,
porque a diez leguas no nació otra moza
que despertara tan extraño amor...
Cuando a los bailes tu silueta entraba,
el corazón del paisanaje ardía,
y era seguro que una voz decía:
¡guarda muchachos, ya llegó la flor!
29/42Maryflor
Vals
Abelardo FerreyraJosé Vázquez Vigo1929
4449 4449-1Odeon Bs. As.Electrica8/8/1929 Bella melodía la de este vals compuesto por "El Gallego"
Vázquez Vigo. Era pianista, violinista, director y compositor y fue de los primeros en musicalizar películas. Durante un corto periodo fue secretario de
Carlos Gardel. El texto de Maryflor se debe al montevideano Abelardo
Ferreyra, destacado cantante de ópera y zarzuela. Fue durante un par de años director de radio Prieto, donde llevó a cantar a Carlitos, con quien tuvo una buena amistad. Como letrista se destacó en algunas canciones pero, de su
producción, sólo subsiste este vals gracias a este registro del inmortal cantor.
MARYFLOR

Como una visión fugaz, en el bosque en flor,
pasó junto a mí y al verla creí soñar,
tanto fue el amor, que en mi alma sentí...

¡ Maryflor, Maryflor! le dije así al pasar,
con tu amor, ¡con tu amor, qué bello que es soñar!...
Yo quisiera adormecer mi corazón,
para hacer eterna, la dulce ilusión...

¡ Maryflor, Maryflor! no me hagas más penar
si tu amor, si tu amor jamás podré lograr,
yo quisiera mejor morir, que despertar
y tener que vivir sin tu amor...

Su rostro volvió hacia mí,
y en la clara luz de sus ojos vi,
una promesa feliz
y la dulce paz que yo le pedí...

¡ Maryflor, Maryflor! le dije así al pasar,
con tu amor, ¡con tu amor, qué bello que es soñar!...
Yo quisiera adormecer mi corazón,
para hacer eterna, la dulce ilusión...
¡ Maryflor, Maryflor! no me hagas más penar,
si tu amor, si tu amor jamás he de lograr,
yo quisiera mejor morir, que despertar
y tener que vivir sin tu amor...
29/43Mascotita de marfil
Vals
Alfredo Faustino RoldánRafael Giovinazzi - Juan Pedro Castillo1929
4450 4450-1Odeon Bs. As.Electrica8/8/1929 El pianista Rafael Giovinazzi alternó con numerosos
conjuntos a lo largo de una trayectoria de 30 años. Por su
parte, el violinista Juan Pedro Castillo actuó con muchas
orquestas de prestigio y también dirigió la suya propia. Por su parte, Alfredo Roldán fue pianista y autor y, como tal, obtuvo éxitos destacables como el vals Amor y celos, Tu pálido final, Ojos maulas y Mascotita de maifil, los últimos grabados por Gardel. Esta página, como tantas otras, debe su permanencia al milagro de Carlitos.
MASCOTITA DE MARFIL

Pasaste por mi lado como una nube blanca,
princesa de mis sueños y en mística visión,
rozando con tus alas angélicas mi frente,
me heriste dulcemente, con dardos de ilusión...

Por eso desde entonces, más bello veo el mundo,
y a veces, cuando me hundo en la meditación,
yo sé que estás muy cerca de mí con tus encantos,
y que me quieres tanto, como te quiero yo...

Figurita linda de porcelanina,
mascotita fina de rubio marfil,
perfume de Oriente, bálsamo divino,
que en un barrio chino yo te descubrí...
Por tus ojos moros, que al mirar hechizan,
y se divinizan, oye esta canción:
En mi altar sagrado tu serás mi diosa
y la amante esposa de mi corazón...

Si quiero ver tus ojos, contemplo las estrellas,
si quiero ver tu cara, radiante está en el sol;
y la dulzura eterna que tiene tu sonrisa,
la siento con la brisa, que es ósculo de amor...

Como tu almita blanca, son puros los azahares,
y son tus sentimientos, hermoso amanecer...
Alegre primavera, no acalles tus cantares,
y en suaves despertares, cantemos al placer...

Figurita linda de porcelanina,
mascotita fina de rubio marfil,
perfume de Oriente, bálsamo divino,
que en un barrio chino yo te descubrí...
Por tus ojos moros, que al mirar hechizan,
y se divinizan, oye esta canción:
En mi altar sagrado tu serás mi diosa
y la amante esposa de mi corazón...
29/44La divina dama
Vals
Enrique CadícamoNat Shilkret1929
4451 4451-1Odeon Bs. As.Electrica8/8/1929 Esta página universalmente famosa fue compuesta por el
norteamericano Nathaniel Shilkret, músico de gran prestigio y trayectoria, en especial en el medio cinematográfico. Cadícamo hizo el texto en castellano que grabó Gardel.
LA DIVINA DAMA

¡Oye!, divina dama, mi corazón latir,
¡oye!, divina dama, las notas de mi sufrir...

En la ventana florida, de tu gracia angelical,
dejo la rima prendida, de mi último madrigal...

Eres tan dulce y tan bella, y tan sentimental
que de mis versos robo una estrella
y hago tu adorno triunfal...

¡Oye!, divina dama, mi corazón latir,
¡oye!, divina dama, las notas de mi sufrir...
En mi-lunario te sueña, el santerio de mi amor
y mi lirismo diseña un paisaje de dolor...

Y es que al pensar, si dejaras
de aceptar mi adoración,
¡qué triste el mundo, sin tu sonrisa!,
no mates mi corazón...
29/45Uno y uno
Tango
Lorenzo Juan TraversoJulio Fava Pollero1929
4452Odeon Bs. As.Electrica8/8/1929 Este porteño del barrio del Abasto llamado Lorenzo Juan
Traverso escribió varios tangos, pero su "gran pegada" fue Uno y uno. Este tema es una verdadera joya de nuestro lunfardo y fue brillantemente musicalizado por el oriental Julio Faya Pollero. Gardel le puso su sello imperecedero:
UNO Y UNO

Hace rato que te juno, que sos un gil a la gurda,
pretencioso cuando curda, engrupido y charlatán.
Se te dio vuelta la taba, hoy andás hecho un andrajo.
Has descendido tan bajo, que ni bolilla te dan...

¡Qué quedó de aquel jailaife? que en el juego del amor
decía siempre: ¡mucha efe, me tengo pa'tayador!...
¿Dónde están aquellos brillos y de vento aquel pacoy
que diqueabas poligriyo, con las minas del convoy?...

¿Y esos jetras tan costosos, funyi y tarros de un color,
que de puro espamentoso los tenías al por mayor?...
¿Y esas grelas que engrupido te tenían con su amor?
¿No manyás que vos has sido, un mishé de lo mejor?...

Se acabaron esos saques de cincuenta ganadores...
Ya no hay tarros de colores ni hay almuerzos en el Julien.
Ya no hay paddock en las carreras
y hoy, si no te ve ninguno, te acoplas con uno y uno...
¡Qué distinto era tu tren!

¡Qué quedó de aquel jailaife! que en el juego del amor
decía siempre: ¡mucha efe, me tengo pa'tayador!...
¿Dónde están aquellos brillos y de vento aquel pacoy
que diqueabas, poligriyo, con las minas del convoy?...

¿Y esos jetras tan costosos, funyi y tarros de un color,
que de puro espamentoso los tenías al por mayor?...
¿Y esas grelas que engrupido te tenían con su amor?
¿No manyás que vos has sido, un mishé de lo mejor?...
29/46Paseo de julio
Tango
Emilio FresedoEmilio Fresedo1929
4453 4453-1Odeon Bs. As.Electrica8/8/1929 Esta es la versión argentina más conocida de este bello tema.PASEO DE JULIO

¡Paseo de Julio! tu vieja recova,
recuerda otras horas que no olvidé...
Sembraron ropas en tu vereda
y en tus agencias, pusieron miel.
Paseo de Julio, saludo primero
de los forasteros que alegres van,
rudos sus cuerpos como el acero,
buscando tierras que trabajar...

Y en esos cafetines, guardados entre sombras,
soñaba un buen muchacho que quiso de verdad...
Y al son de los violines rimaba allí sus coplas,
bebiendo en cada rato los sorbos de su mal.

Recuerdo que una noche muy pálido decía,
no sé que hay en mi pecho: me falla el corazón...
Y aquella misma noche la novia que tenía
de un trazo habia deshecho, su dicha, su ilusión...

¡Paseo de Julio! tu vieja recova,
recuerda otras horas que no olvidé...
Sembraron ropas en tu vereda
y en tus agencias pusieron miel...
Paseo de Julio, saludo primero
de los forasteros que alegres van,
rudos sus cuerpos como el acero,
buscando tierras que trabajar...

Tus arcos, como un puente que pesan con sus años,
tus luces de colores tiraron mi ansiedad...
Y así al pasar enfrente de aquel café, el muchacho
se me cruzaba entonces y quise preguntar...
Yo vi en la misma mesa que aquél siempre ocupaba,
un marinero amigo que fijo me miró,
y cuando la cerveza sus labios ya mojaba,
me dijo: fui testigo, murió el pobre de amor...
29/47Largue a esa Mujica
Tango
Juan Faustino SarcioneJuan Faustino Sarcione1929
4454 4454-1 4454-2Odeon Bs. As.Electrica08/08/1929LARGUE A ESA MUJICA

¡Largue! Chiessa a esa Mujica
por Souza y por Roncoroni,
y Prato, Coty, Spiantoni,
porque Passini calor...
Yo, Onzari que Battilana
si ha Serrato la Manchini
que si usted Reccanatini
tal vez Stabile mejor...

Marassi que yo Bidoglio
que anda con una Peniche
y aunque se Fleitas Soliche
a quien se lo va a Gondar.
Qu'el qu'es Nobile, ¡che negro!,
nunca Settis Gainzarain,
si deja esa Bidegain
pa'no volver a Beccar...

Tire Cherro, esa Ferreyra,
que si corre Sanguinetti
lo van a dejar Coletti
en la Celta de un penal...
Es inútil que Lamarque
o a lo mejor la Martínez,
si no valdrá que Giménez
ni que se haga el Sandoval.

¡Guarda! con la Canaveri,
Miranda que lo en Canaro,
si de usted bate un Purcaro
que es Cafferata de acción.
Olvide el Carricaberry,
tírese a la Bartolucci;
que mejor es hacer Bucci
que dárselas de Mathón...
29/48La divina dama
Vals
Enrique CadícamoNat Shilkret1929
4451-1Odeon Bs. As.Electrica12/8/1929 Esta página universalmente famosa fue compuesta por el
norteamericano Nathaniel Shilkret, músico de gran prestigio y trayectoria, en especial en el medio cinematográfico. Cadícamo hizo el texto en castellano que grabó Gardel.
LA DIVINA DAMA

¡Oye!, divina dama, mi corazón latir,
¡oye!, divina dama, las notas de mi sufrir...

En la ventana florida, de tu gracia angelical,
dejo la rima prendida, de mi último madrigal...

Eres tan dulce y tan bella, y tan sentimental
que de mis versos robo una estrella
y hago tu adorno triunfal...

¡Oye!, divina dama, mi corazón latir,
¡oye!, divina dama, las notas de mi sufrir...
En mi-lunario te sueña, el santerio de mi amor
y mi lirismo diseña un paisaje de dolor...

Y es que al pensar, si dejaras
de aceptar mi adoración,
¡qué triste el mundo, sin tu sonrisa!,
no mates mi corazón...
29/49¡Que fenómeno!
Tango
Enrique DizeoAnselmo Aieta1929[sc_embed_player fileurl="https://fundacioncarlosgardel.org/test/mp3/29-49_que_fenomeno4463 4463-1Odeón Bs. As.Eléctrica12/8/1929 Nuevamente la dupla Aieta-Dizeo en este alegre "gotán"¡QUÉ FENÓMENO!

Qué tipo de suerte que sos, ¡mama mía!
Siempre muy jailaife y no laburás.
Al feca con chele de la lechería
le distes el olivo. ¡Cómo prosperás!

Me dieron el dato que no hay un domingo
que en la redoblona siquiera palmás,
aunque largue chanta, ¡primero tu pingo!...
Si te desconozco, ¡qué tarro tenés!...

¡ Qué fenómeno, Dios mío!... quién te ha visto y quién te ve,
ayer detrás de la manga, hoy adelante, no sé...
¡ Qué fenómeno, Dios mío!, qué manera de ligar,
si una fulana te deja, ¡dos te vienen a buscar!...

Al paso que vamos, es cosa segura
que es una imperdible que te sosegás,
pero te soy franco, sos un caradura
si ya de los amigos hoy ni te acordás...

Cuando uno se apila y anda con el paco
no sé que le pasa, se suele marear...
Andá con cuidado, abrochate el saco
comprate un bufoso, te van a afanar...

¡ Qué fenómeno, Dios mío!... quién te ha visto y quién te ve,
ayer detrás de la manga, hoy adelante, no sé...
Qué fenómeno ¡Dios mío! qué manera de ligar,
si una fulana te deja, ¡dos te vienen a buscar!...
29/50Machete
Tango
Jorge CuriJosé Guillermo Basadoni1929
4464 4464-1Odeon Bs. As.Electrica12/8/1929 El uruguayo José Guillermo Basadoni, gran amigo de
Gardel, fue un músico de sólida formación. Dedicado primero a la música clásica, entró luego de lleno en el género popular. Como pianista y director acompañó a figuras de fama universal, tanto en Buenos Aires como en el interior y en giras por otros países.
MACHETE

¡Los tiempos cómo cambian!
Hace unos meses, hacías malabares para morfar,
y ahora que te armaste, sos amarrete
que no le das un mango, ni a tu papá...
De tanto pasar hambre, hoy tenés miedo
que vuelvas a secarte, ¡pobre infeliz!
y en vez de disfrutarla pa desquitarte
de aquella mala racha, ¡vivís así!...
¡ Machete, pucha que sos amarrete!...
¡la gran siete cómo sos!
¡Sin cuento!, al que te puso ese apodo
hay que hacerle un monumento, porque te lo adivinó...
Y apuesto sin temor a equivocarme,
que con los botines puestos así vas a morir vos...

¡ Machete, pucha que sos amarrete!...
¡La gran siete como sos!...

Se sabe que hace poco te enmaridaste
con una vieja chocha de gran pacoy
que te tiene mimado en una forma
que te canta al dormirte, el arrorró...
Que tenés en la puerta un auto regio
y que de pijotero nunca lo usás
y que si algunas veces vas de paseo,
la gente cree que ella, ¡es tu mamá!...

¡ Machete, pucha que sos amarrete!...
¡la gran siete como sos!...
¡Sin cuento!, al que te puso ese apodo
hay que hacerle un monumento porque te lo adivinó...
Y apuesto sin temor a equivocarme,
que con los botines puestos así vas a morir vos...
¡ Machete, pucha que sos amarrete!...
¡La gran siete como sos!...
29/51Dos en uno
Tango
Enrique CadícamoRodolfo Scianunarella1929
4465 4465-1Odeon Bs. As.Electrica12/8/1929 Los más fulgurantes nombres de nuestra lírica ciudadana, en su inmensa producción, tuvieron altibajos. Este tango, que dentro de todo tiene su "polenta", sólo vive gracias a esta versión de El Mago.DOS EN UNO

Yunta brava del asfalto, donde taya el bacanaje,
figulinas pretenciosas con melenas de champán,
¡que dirían si las vieran!, los del turbio sabalaje
al junarlas dibujando las cadencias de un gotán.

Siempre amigas van corriendo la verbena de los días
son dos cuerpos que andan juntos con un mismo corazón...
Marquesitas suburbanas portadoras de alegría,
cascabeles bullangueros del ruidoso cotillón...

Dos en uno... ¡yo la Juno!
es el nombre que la barra en los momentos de farra
así le sabe llamar, ¡yunta braval...
Que vuelve otario al pillo, también con todo ese brillo
¡quién no se va a encandilar!...

Hacen bien de divertirse y tirar por la ventana
ese cacho de la vida que se llama juventud...

Si esta vida al fin de cuentas no resulta una macana,
porque siempre van del brazo la impudicia y la virtud...
Ese marco tan diquero que le notan en la parada,
es el lustre distinguido necesario pa'triunfar...

¿No han junado un par de tarros? al fajar una lustrada,
como cambia en su pobreza y se ponen a brillar...

Dos en uno... ¡yo la juno!
es el nombre que la barra en los momentos de farra
así le sabe llamar, ¡yunta braval...
Que vuelve otario al pillo, también con todo ese brillo
¡quién no se va a encandilar!...
29/52La divina dama
Vals
Enrique CadícamoNat Shilkret1929
4513Odeon Bs. As.Electrica25/8/1929 Esta página universalmente famosa fue compuesta por el
norteamericano Nathaniel Shilkret, músico de gran prestigio y trayectoria, en especial en el medio cinematográfico. Cadícamo hizo el texto en castellano que grabó Gardel.
LA DIVINA DAMA

¡Oye!, divina dama, mi corazón latir,
¡oye!, divina dama, las notas de mi sufrir...

En la ventana florida, de tu gracia angelical,
dejo la rima prendida, de mi último madrigal...

Eres tan dulce y tan bella, y tan sentimental
que de mis versos robo una estrella
y hago tu adorno triunfal...

¡Oye!, divina dama, mi corazón latir,
¡oye!, divina dama, las notas de mi sufrir...
En mi-lunario te sueña, el santerio de mi amor
y mi lirismo diseña un paisaje de dolor...

Y es que al pensar, si dejaras
de aceptar mi adoración,
¡qué triste el mundo, sin tu sonrisa!,
no mates mi corazón...
29/53Yo beso vuestra mano señora
Canción
Luis RubisteinRalph Erwin - Fritz Rotter1929
4514 4514-1Odeon Bs. As.Electrica25/8/1929 Esta popularísima página de los alemanes Erwin y Rotter aún se escucha en toda Europa. Los cantantes melódicos,
especialmente los de lengua alemana, aún en la actualidad la tienen en su repertorio y la cantan con ritmo de tango, aunque con cadencias europeas. Gardel, que la trajo del Viejo Continente, le pidió expresamente a Rubinstein la adaptación a nuestra lengua.
YO BESO VUESTRA MANO, SEÑORA

Señora mía, mi fantasía, me hizo soñar,
con un altar de estrellas
y es tal mi empeño que de mi sueño,
te vi surgir como un cantar de bella:
es tan ardiente mi pasión
que ya te di mi corazón...

La dulce flor de mi ilusión, te brindo con placer
y ofrezco en la sutil canción
mi fuego de querer...
Divina, quiero yo ofrendar
la llama de mi amor
y lleno de pasión cantar,
feliz, igual que un ruiseñor,
que así cantando morirá, mi lírica dolor...

Tu eras mi anhelo, el dulce cielo
que sin cesar ambicionó mi pecho...
Tú que eres buena, mata la pena
que cobijó mi corazón deshecho...
Bien sabes tú, que sin tu amor
puede morirme de dolor...

La dulce flor de mi ilusión, te brindo con placer
y ofrezco en la sutil canción,
mi fuego de querer...
Divina, quiérote ofrendar la llama de mi amor
y lleno de pasión cantar
feliz, igual que un ruiseñor,
y así cantando morirá, mi lírica dolor...
29/54Culpas ajenas
Tango
Jorge CuriErnesto Ponzio1929
4515Odeon Bs. As.Electrica25/8/1929 Este tema fue compuesto por un porteño de San Telmo, el legendario Pibe Ernesto, autor de Don Juan, que fuera
compañero de andanzas de Carlitos en la adolescencia.
Ponzio fue uno de los primeros violinistas del género y era
famoso por su temperamento irascible: en la ciudad de
Rosario, a raíz de una trifulca, mató a un individuo y pasó
cuatro años en la cárcel, hasta que fue indultado. Este suceso movió a su amigo y compañero, el oriental Jorge Curi, a escribir este texto. Curi, quien también era muy amigo de Gardel, alcanzó notoriedad con varios tangos. Como no podía ser de otra manera, Culpas ajenas fue grabado por el
impar cantor.
CULPAS AJENAS

Volvió de nuevo a mi barrio,
tal vez condolido y un poco más viejo,
aquel que entre los muchachos
era el más querido, era el más travieso.
Pero hay congojas en su alma,
su acento es sombrío, se ve que sufrió,
y trae para sus amigos,
consejos muy sanos
que solo aprendió...

Recuerdo que una noche, mi amigo ultrajado,
se jugó la vida con otro varón,
porque provocado e injuriado sin razón,
lo hirió la vergüenza y la conciencia lo ultimó...

La cárcel maldita lo hundió entre sus sombras
cuando en su defensa esa noche mató...
Hoy se ve en su rostro que la huella del dolor,
marchitó la vida de aquel hombre, en la prisión...

Salió, ya está entre nosotros,
cumplió su condena, está en libertad.
Y piensa formar un nido de amor y ternura
de gloria y de paz...
Y echar un manto de olvido
al tiempo pasado de su perdición...
Luchar y reivindicarse con todas las fuerzas
de un bravo varón...

Recuerdo una noche mi amigo ultrajado
se jugó la vida con otro varón,
porque provocado e injuriado sin razón,
lo hirió la vergüenza y la conciencia lo ultimó...
29/55Rie. payaso
Tango
Virgilio CarmonaEmilio Falero1929
4294-2 4294-3Odeon Bs. As.Electrica26/8/1929 Este es otro clásico de los cuñados Falero y Carmona, brillantemente llevado al surco por Carlitos, en una interpretación muy emotiva.RÍE PAYASO

El payaso con sus muecas y su risa exagerada,
nos invita, camaradas, a gozar del carnaval...
¿No notáis en esa risa, una pena disfrazada,
que su cara almidonada, nos oculta una verdad?

Ven payaso, yo te invito, compañero de tristezas,
ven acércate a mi mesa, si te quieres embriagar.
Que si tú tienes tus penas,
yo también tengo las mías, y el champán hace olvidar...

¡Ríe!, tu risa me contagia
con la divina magia de tu gracia sin par.
¡Bebamos mucho!, bebamos porque quiero
con todo este dinero hacer mi carnaval...

¿Llora payaso, buen amigo?...
No llores, que hay testigos que ignoran tu pesar.
¡Seca tu llanto y ríe con alborozo!
A ver, pronto: ¡che mozo! tráiganos más champán...

Yo también, como el payaso de la triste carcajada,
tengo el alma destrozada, y también quiero olvidar;
embriagarme de placeres en orgías desenfrenadas,
con mujeres alquiladas, entre música y champán...
Hace un año justamente, era muy de madrugada,
regresaba a mi morada con deseos de descansar.
Al llegar vi luz prendida en el cuarto de mi amada...
¡Es mejor no recordar!...

¿Llora payaso, buen amigo?
No llores, que hay testigos que ignoran tu pesar...
¡Seca tu llanto, y ríe con alborozo!
A ver, pronto: ¡che mozo! tráiganos más champán...
29/56Margaritas
Tango
Gabino Coria PeñalozaJuan Moreno González1929
4566 4566-1Odeon Bs. As.Electrica10/09/1929MARGARITAS

¡Pobre manojito de flores que un día
silenciosamente cambiamos los dos!
Hoy me quedan solo las dos margaritas,
las dos margaritas del último adiós...

Con pesar deshojo los pétalos blancos,
blancos como el alma de quién me las dio,
una me responde que sí, que me quiere;
la otra me confiesa que ya me olvidó.

Blancas margaritas, que hoy deshojo aquí,
digan que me quiere, que de nuevo un día,
volverá por mí...
Blancas margaritas, que hoy deshojo aquí,
díganme si, triste, también hoy deshoja,
las que yo les di...

Viendo deshojada las dos margaritas,
pienso que he destruido mi propia ilusión,
con amor recojo los pétalos rotos
y los pongo juntos a mi corazón...

Con voz misteriosa que solo yo entiendo
mi corazón noble latiendo me habló:
me contó que un alma, llorando de ausencia,
sus dos margaritas también deshojó...

Blancas margaritas que hoy deshojo aquí,
digan que me quiere que de nuevo un día,
volverá por mí...
Blancas margaritas que hoy deshojo aquí,
díganme si, triste, también hoy, deshoja,
las que yo les di...
29/57Yo también como tu
Tango
Diego Larriera VarelaHumberto Giampietro1929
4567 4567-1Odeon Bs. As.Electrica10/9/1929 El poeta Larriera fue profesor de literatura y murió cuando ejercía su función en la enseñanza
secundaria. Por su parte, Giampietro compuso música que nunca editó. Ambos, Larriera y Giampietro, conocieron
a Gardel cuando éste actuaba en la sala 18 de Julio de
Montevideo y se presentaron espontáneamente. Le ofrecieron
Yo también como tú, que fue entonada por Larriera. Carlitos se interesó enseguida, pero necesitaba la partitura.
Recurrieron entonces al popular Carlos Warren, quien les escribió las notas. A los pocos meses recibieron el contrato de la casa grabadora. El Mago cumplió su promesa y así es como podemos disfrutar de tan bella página en su notable
interpretación.
YO TAMBIÉN COMO TÚ

Del ciego musicante, la música manida,
la tonada gangoza de un lejano acordeón,
revive en una estampa, borrosa y desvalida
el alma arrabalera, del turbio callejón...

La muchacha bonita, que cegó una quimera
dorada, que no pudo jamás satisfacer,
flor que duró tan solo lo que una primavera,
y pasó como todo lo que no ha de volver...

¡ Qué profunda tristeza!, tiene la calle sola,
la música lejana solloza en la milonga,
todo está como entonces, cuando tú eras la novia
que gustabas los versos, los besos y las rosas.

Yo también como tú, me perdí en el camino
y entre sombras extrañas paseo mis tristezas,
y no le pido cuentas a mi vida, el destino,
aunque es larga la ruta y dura la maleza...

Un mismo torbellino, nos llevó a un mismo puerto
la misma sed de olvido, nos une en su hermandad...
¡Que lejos nuestra sombra, que callejón desierto,
donde la vida un día, nos vino a despertar!...

¡ Qué profunda tristeza!, tiene la calle sola,
la música lejana solloza en la milonga,
todo está como entonces, cuando tú eras la novia
que gustabas los versos, los besos y las rosas...
29/58Manuelita
Vals
José María MacíasJosé María Aguilar1929
4568 4568-1Odeon Bs. As.Electrica10/9/1929 José María Macías desarrolló una importante labor en el campo de la literatura y de la educación. Además de poesías y narraciones, escribió libros para escolares y fue profesor de historia. El texto de Manuelita (que evoca, una vez más, a la hija de Rosas) lo escribió expresamente para Gardel y encontró el marco musical perfecto en las notas que para el mismo compuso Aguilar. Carlitos hizo el resto.MANUELITA

Por la niña que fue generosa
en los tiempos que sangre corría
y contuvo al puñal mazorquero
y los odios de la tiranía.

Que suspenda mi gaucha guitarra
la canción de justicia postrera
como aroma de suaves violetas
en la cruz de su tumba extranjera.

Cuántas veces, gentil Manuelita,
suspendiste el minué federal
y llorando a los pies del tirano
de rodillas, clamaste ¡piedad!
¡Oh tatita! yo quiero tu enojo,
por la novia doliente que pena
a su amado rebelde unitario,
la mazorca a morir la condena...

¡Oh tatita! la madre que sufre
nos maldice callada en su lloro
dale al hijo, que es darle la vida,
con pasión y perdón yo te imploro...
Su plegaria de amor y consuelo
ablandaba la fiera arrogancia
del que altivo, soberbio retara
al cañón de Inglaterra y de Francia...

Manuelita, gentil Manuelita,
virgen roja de la dictadura,
solo al cielo plomizo, lejano
ocultaste tu cruel amargura.

Que desprenda mi gaucha guitarra
la canción de justicia postrera,
como aroma de suaves violetas
en la cruz de su tumba extranjera...
29/59Lloro como una mujer
Tango
Celedonio FloresJosé María Aguilar1929
4581 4581-1Odeon Bs. As.Electrica12/9/1929 Este es otro tangazo impresionante de esa dupla magistral que ocasionalmente constituyeron El Indio Aguilar y El Negro Celedonio Flores. Gran creación de Carlitos que dice estas palabras en la introducción sobre las guitarras: "Cotorro al gris/ una mina ya sin chance por lo vieja/ que sorprende a su garabo en el trance de partir/ una escena a lo
melato/ y entre un llanto y una queja!arrodillada ante su hombre/ así se le oyó decir.....
LLORÓ COMO UNA MUJER

Cotorro al gris. Una mina ya sin chance, por lo vieja,
que sorprende a su garabo en el trance de partir...
Una escena a lo Melato, y entre un llanto y una queja
arrodillada ante su hombre, así se le oyó decir:

Me engrupiste bien debute con el cuento 'e la tristeza
pues creí que te morías si te dejaba amurao,
pegabas cada suspiro que hasta el papel de la pieza
se descolaba de a poco hasta quedar descolao.

Te dio por hacerte el loco y le pegaste al alpiste,
te cambiaron del laburo por marmota y por sebón,
yo también al verte enfermo, empecé a ponerme triste,
y entré a quererte, por sonsa, a fuerza de compasión...
Te empezó a gustar el monte y dejastes en la timba
poco a poco la vergüenza, la decencia y la moral;
como entró a escasear el vento, me diste cada marimba
que me dejaste de cama con vistas al hospital...

Como quedaste en la vía, y tu viejo, un pobre tano,
era chivo con los cosos, pelandrunes como vos,
me pedistes una ayuda, entonces te di una mano
alquilando un cotorrito, en el centro, palos dos...

Allá como a la semana, me pediste pa'cigarros;
después pa'cortarte el pelo, pa'dir un rato al café
una vez que discutimos me tiraste con los tarros
que, si no los gambeteo, estaba lista ¡no sé!...

Decime si yo no he sido, para vos, como una madre;
decime si yo merezco lo que me pensás hacer...
Bajó el bacán la cabeza, y él, tan rana y tan compadre,
besándole los cabellos, lloró como una mujer...
29/60El barbijo
Tango
Jesús Fernández BlancoAndrés R. Domenech1929
4582 4582-1Odeon Bs. As.Electrica12/9/1929 Al pianista y compositor rosarino Domenech se deben las notas de este tango de corte gauchesco. Fernández Blanco, el autor del texto, nació en España y llegó de niño a la capital porteña. Fue su amigo Gardel quien lo bautizó con el apodo de El Gallego. De su autoría hay unos cuantos éxitos aún en vigencia. El barbijo fue grabado por El Mago y está todo dichoEL BARBIJO

Un gaucho bravo, flor de la raza,
llegó a la tropa con un gateao...
Jirón sangriento de su coraje,
con un barbijo se ve marcao.

Un viejo zorro pregunta al gaucho,
cuál es la historia del costurón...
y el mozo altivo, mirar de tigre
la historia cuenta junto al fogón.

La china linda que está en mi rancho,
un tal Carancho me la envidió;
robarme quiso la prienda amada,
y en la trenzada, me la pagó.
Los ojos pumas brillaron fiero
y en los aceros relampagueó,
marcó mi cara con un barbijo,
pero ni ¡ay! dijo, cuando cayó...

El gaucho bravo, mirar de tigre,
montó en su pingo, color gateao,
y al despedirse les dijo a todos,
no es por ser maula que me han marcao...
Si alguno duda de mi palabra,
que salga y hable, con el facón,
es ley de criollo, jugar la vida,
cuando le tocan el corazón...

La china linda que está en mi rancho,
un tal Carancho me la envidió;
robarme quiso la prienda amada,
y en la trenzada me la pagó.
Los ojos pumas brillaron fiero
y en los aceros relampagueó,
marcó mi cara con un barbijo,
pero ni ¡ay! dijo, cuando cayó...
29/61Prisionero
Tango
Francisco García JiménezAnselmo Aleta1929
4583 4583-1Odeon Bs. As.Electrica12/9/1929 Esta es otra página de ese histórico binomio que constituyeron
Aieta y García Jiménez.
PRISIONERO

Salgan amigos de su engaño,
si piensan como antaño,
llevarme de farra.
Sigan de largo por mi puerta
que ya no estoy alerta
ni espero a la barra...
Algo más lindo que la calle,
que el trago y que los bailes
de adentro me agarra...

¡Dos manitas son, en el mismo umbral,
las que pueden más que yo!...

Porque ahora tengo un pibe,
que es ¡mi vida y mi ilusión!
Que apacigua con ternura, tanta locura...
A mi casa trajo el cielo, ¡ángel de mi corazón!...
Y me tiene prisionero, tan a gusto, compañero
¡Qué me quedo en la prisión!...

Sigan, mis viejos camaradas,
sembrando carcajadas camino adelante.
¡Rían!... Conozco esa alegría
que pone, al otro día,
más triste que antes...
Déjenme al borde de esta cuna,
cuidando mi fortuna, con ojos amantes.
Yo me quedo aquí. Nada iré a buscar...
Más... no puedo ya pedir...

Porque ahora tengo un pibe,
que es ¡mi vida y mi ilusión!...
Que apacigua con ternura tanta locura...
A mi casa trajo el cielo, ¡ángel de mi corazón!
Y me tiene prisionero, tan a gusto, compañero,
¡que me quedo en la prisión!...
29/62Victoria
Tango
Enrique Santos DiscépoloEnrique Santos Discépolo1929
4584 4584-1Odeon Bs. As.Electrica12/9/1929 Esta es la primera versión de este tango y fue desechada
por Carlos Gardel. A veces no se quedaba conforme con su interpretación y, en otros casos, se equivocaba en alguna palabra del texto o advertía que se había "filtrado" algún error en el acompañamiento, algún acorde fallido o un salto rítmico. Gardel está, hoy por hoy, más allá del bien y del mal, por eso creemos que es de gran importancia dar a conocer estas versiones
VICTORIA

¡Victoria!, ¡Saraca, victoria!
Pianté de la noria,
¡se fue mi mujer!
Si me parece mentira,
después de seis años
volver a vivir...

Volver a ver mis amigos,
vivir con mama otra vez...
¡victoria! ¡cantemos victoria!
Yo estoy en la gloria: ¡se fue mi mujer!...

¡ Me saltaron los tapones
cuando tuve esta mañana,
la alegría de no verla más!...
Si es que al ver que no la tengo,
corro, salto, voy y vengo...
Desatentao... ¡gracias a Dios!
que me salvé de andar
toda la vida atao llevando el bacalao
de la Emulsión de Scott...

Si no sale el marinero
que me tire esa piolita
para hacerme resollar...
Yo ya estaba condenao
a vivir sacrificao
como el último infeliz...

¡Victoria!, ¡Saraca, victoria!
Pianté de la noria, ¡se fue mi mujer!
Me da tristeza el panete,
chicato, inocente, que se la llevó...
¡Cuando desate el paquete
y manye que se ensartó!...
¡Oy Dio!, ¡Victoria!
¡Cantemos victoria!
Yo estoy en la gloria, ¡se fue mi mujer!...
29/63Misa de once
Tango
Armando TaginiJosé Guichandut1929
4594Odeon Bs. As.Electrica14/09/1929MISA DE ONCE

Entonces tú tenías diez y ocho primaveras,
yo veinte y el tesoro preciado de cantar...
En un colegio adusto vivias prisionera
y solo los domingos salías a pasear...
Del brazo de la abuela llegabas a la misa,
airosa y deslumbrante de gracia juvenil
y yo te saludaba con mi mejor sonrisa
que tu correspondías con ademán gentil...

Voces de bronce llamando a misa de once...
¡Cuántas promesas galanas
cantaron graves campanas
en las floridas mañanas
de mi dorada ilusión!...
Y eché a rodar por el mundo
mi afán de glorias y besos,
y solo traigo, al regreso,
cansancio en el corazón...

No sé si era pecado decirte mis ternuras
allí, frente a la virgen, divina de Jesús...
Lo cierto es que en el mundo, sendero de venturas
y por aquel sendero, tu amor era la luz...
Hoy te dirá otro labio la cálida y pausada
palabra emocionada que pide y jura amor...
En tanto que mi alma, la enferma deshauciada,
solloza en la ventana del sueño evocador...

Misa de once; yo ya no soy el de entonces...
¡Cuántas promesas galanas
cantaron graves campanas
en las floridas mañanas
de mi dorada ilusión!...
Y eché a rodar por el mundo
mi afán de glorias y besos,
y solo traigo, al regreso,
cansancio en el corazón...
29/64Esta vida es puro grupo
Tango
Enrique Carrera SoteloAlberto Tavarozzi1929
4693 4693-1Odeon Bs. As.Electrica11/10/1929 Éste es un típico clásico gardeliano: "Con un mango en la cartera/ y un empilche dominguero/ tu estampa de pordiosero/ se transformará en señor.....ESTA VIDA ES PURO GRUPO

Esta vida es puro grupo, ¡qué vas a hablarme de la vida!
Si habré corrido la liebre mangando pa'mal comer...
En esta lucha del morfi, hay tan solo una salida:
tener las pilchas bacanas y una bonita mujer.
Lo demás es puro cuento, ¿quién da puntada sin hilo?
La razón es del más fuerte, tenelo por buen saber.
Podrás ser hombre instruido, laburante o tirifilo,
pero sin vento y sin pilchas no tenés nada que hacer...

¡Qué vas a hablarme de la vida!
si yo hago el gilún por ella.
Unos nacen con estrella
y otros nacen con farol...
El problema es la partida
y seguir luego en la huella,
pero eso sí, con medida,
y atento siempre al control...

Esta vida es puro grupo —coty, rouge y vaselina—
si podré batir el justo yo que entré siempre a placé...
Me engrupieron los amigos y me cacharon las minas,
y cansao un dia de todo, piqué en la punta y gané...
¡Pa'que más! se dio la racha y hoy soy bacán distinguido,
tengo razón, prepotencia, soy dúeño, señor y juez.
Vos que manyás mi pasado y conocés lo que he sido,
vestite y gastás aspamento y haceme el cuento después.

Con un mango en la cartera,
y un empilche dominguero
tu estampa de pordiosero
se transformará en señor;
serás todo un caballero
(de alta alcurnia milonguera)
pero al largar la carrera, •
¡dejá a un lao tu corazón!...
29/65Bailarin compadrito
Tango
Miguel BucinoMiguel Bucino1929
4694 4694-1Odeon Bs. As.Electrica11/10/1929 Bucino, porteño de San Cristóbal, fue uno de los grandes
bailarines de su tiempo y el primero en tener el privilegio
de bailar el tango en el teatro Colón. El presente tema
parece autobiográfico. En su haber figuran éxitos memorables,
aunque voces autorizadas sostienen que nunca compuso, y que los temas que figuran como suyos le fueron obsequiados, entre ellos Bailarin compadrito en esta inigualable versión de Carlitos Gardel.
BAILARÍN COMPADRITO

Vestido como un dandy,
peinao a la gomina,
y dueño de una mina
más linda que una flor,
bailás en la milonga
con aire de importancia
luciendo la elegancia
y haciendo exhibición...

Cualquiera iba a decirte, ¡che! reo de otros días
que un día llegarías a rey del cabaret,
que pa'enseñar sus cortes, pondrías academia...
Al taura siempre premia la suerte, que es mujer...

Bailarín compadrito,
que floreaste tus cortes primeros,
en el viejo bailongo orillero, de Barracas al Sur...
Bailarín compadrito que quisiste probar otra vida
y al lucir tu famosa corrida, te viniste al Maipú...

¡Araca!, cuando a veces oís La Cumparsita,
yo sé como palpita tu cuore, al recordar,
que un día lo bailaste de lengue y sin un mango,
y ahora el mismo tango, bailás hecho un bacán...

Pero algo vos darías
por ser por un ratito
el mismo compadrito
del tiempo que se fue,
pues cansa tanta gloria
y un poco triste y viejo
te ves en el espejo
del loco cabaret...

Bailarín compadrito,
que floreaste tus cortes primeros,
en el viejo bailongo orillero
de Barracas al Sur,
bailarín compadrito
que quisiste probar otra vida
y al lucir tu famosa corrida
te viniste al Maipú...
29/66Alicia
Vals
Eugenio CárdenasGuillermo Barbieri1929
4742 4742-1Odeon Bs. As.Electrica23/10/1929 Primera versión comercial de este vals, de esos dilectos colaboradores y amigos de Gardel que fueron su guitarrista Barbieri y el letrista Cárdenas.
29/67La virgen del perdón
Vals
Carlos Max Viale y Vicente RettaCarlos V. Geroni Flores1929
4743 4743-1Odeon Bs. As.Electrica23/10/1929 Viale y Retta fueron autores teatrales de gran prestigio
que también destacaron corno letristas de canciones. Este tema, admirablemente musicalizado por Geroni Flores, es una semblanza de Manuelita Rosas, hija de Juan Manuel de Rosas. Fue estrenado por Libertad Lamarque, dentro del poema gauchesco de los mismos autores La sangre de las guitarros. Gardel lo grabó estupendamente muy poco después.
29/68Medallita de los pobres
Tango
Enrique MaroniFelix Scolatti Almeida1929
4744 4744-1Odeon Bs. As.Electrica23/10/1929 Scolatti Almeida era italiano, nacido en Milán. En esa ciudad se diplomó en el conservatorio Giussepe Verdi y completó sus estudios musicales en Buenos Aires, metrópoli
a la que llegó cuando tenía 16 años. En nuestro medio, donde alcanzó gran prestigio, desarrolló
una intensa labor como pianista, director y compositor.
Muy vinculado al Dúo Gardel-Razzano, Scolatti Almeida acompañó a los cantores en su primera gira al otro lado de la Cordillera. Carlos Gardel le grabó, además, el tango La mascotita y Mis flores negras, un pasillo colombiano especialmente arreglado para él.
MEDALLITA DE LOS POBRES

Virgencita de Pompeya, nacida en el barrio turbio,
como una flor del suburbio, que embelleció el arrabal...
Te llevo siempre en mi pecho, de malevo y de compadre
porque te colgó mi madre, pa'defenderme del mal...

Me basta que tu recuerdo, acaricie mi memoria,
para vivir en la gloria de una suprema emoción...
Compañera de mis noches de bohemio empedernido
que está sintiendo el latido de mi criollo corazón...

Desde Palermo a Barracas, de Puente Alsina a Pompeya,
nadie se paró en mi huella, ni se burló de mi fe
y en mis horas de tristeza, por muy hombre y muy derecho,
te saqué desde mi pecho y a escondidas te besé...

Medallita de los pobres,
Bendita Señora mía
puesta por Dios como guía
para aliviar mi dolor...
¡Cuántas veces descansaste
sobre aquel pecho querido!,
de una mujer, que no olvido
porque a tu lao palpitó...

Las vueltas que me he jugado, por no dejar de ser hombre,
cuando evocaba tu nombre al fallarme el corazón...
¿Y te acordás virgencita? la noche en que Pancho Almada,
me tiró una puñalada y le rompiste el facón...
Virgencita de Pompeya, que no conocés el Centro,
pero ¡que estás tan adentro en el alma nacional!,
te llevo siempre conmigo, en mi vida de compadre,
porque sos como una madre, que me defiende del mal...
29/69P´al cambalache
Tango
Enrique González TuñónRafael Rossi23/10/1929 El texto de este tango es a veces motivo de controversias,
pues hay quienes afirman que pertenece a María Luisa Carnelli, quien fuera íntima amiga del escritor Enrique González Tuñón. Nosotros nos hemos atenido, como siempre, a los nombres que figuran en los discos originales de la serie Nacional-Odeón. La música siempre adecuada de Rafael Rossi, construye un marco perfecto para la letra.
[sc_embed_player fileurl="https://fundacioncarlosgardel.org/test/mp3/29-69_pal_cambalache4745 4745-1Odeón Bs. As.Eléctrica23/10/1929 El texto de este tango es a veces motivo de controversias,
pues hay quienes afirman que pertenece a María Luisa Carnelli, quien fuera íntima amiga del escritor Enrique González Tuñón. Nosotros nos hemos atenido, como siempre, a los nombres que figuran en los discos originales de la serie Nacional-Odeón. La música siempre adecuada de Rafael Rossi, construye un marco perfecto para la letra.
P'AL CAMBALACHE

Ya van pa'dos meses que me abandonaste,
y ahí está la pieza como la dejaste.
Polvo del olvido desciende constante,
desde que te has ido yo no he vuelto a entrar...

La viola que supo calmar mis desvelos,
expresar mis quejas, y calmar mis celos,
la catrera rante, la percha, el ropero,
desde aquel instante, solitos están.

Y aunque mi recuerdo su silencio llena,
no vale la pena volver a empezar.
Por eso ni intento traerme a mi lado,
prefiero amurado mi pena cantar...

Para no tentarme y hacer que regreses,
después de dos meses voy a reaccionar.
Y esos cachivaches que guardé en la pieza,
hoy pa'l cambalache, los voy a fletar...

Ya van pa'dos meses que me abandonaste,
y ahí está la pieza como la dejaste...
Polvo del olvido desciende constante,
desde que te has ido yo no he vuelto a entrar...

La viola que supo calmar mis desvelos,
expresar mis quejas, y calmar mis celos,
la catrera rante, la percha, el ropero,
desde aquel instante solitos están...
29/70Palermo
Tango
Juan Villalba y Herminio BragoEnrique Delfino1929
4746 4746-1Odeon Bs. As.Electrica23/10/1929 Juan Villalba y Herminio Braga llegaron a ser muy populares
como autores de sainetes de temática turfística que
tuvieron gran esplendor entre los años '20 y '30. El tango
Palermo fue estrenado por la cantante y actriz Olinda Bozán en El bajo está de fiesta, obra que presenció Gardel, entusiasmándose inmediatamente con el mencionado tango. Enrique Delfino musicalizó este tema, inmortalizado por El Mago.
PALERMO

¡Maldito seas Palermo!
Me tenés seco y enfermo, mal vestido y sin morfar,
porque el vento los domingos me patino con los pingos
en el Hache Nacional...
Pa'buscar al que no pierde me atraganto con la verde
y me estudio el pedigree,
y a pesar de la cartilla largo yo en la ventanilla
todo el laburo del mes...

Berretines, que tengo con los pingos,
metejones, de todos los domingos...
Por tu culpa, me encuentro bien fané...
¡Qué le voy a hacer, así debe ser!
Ilusiones del viejo y de la vieja
van quedando deshechas en la arena
por las patas de un tungo roncador...
¡Qué le voy a hacer si soy jugador!...

Palermo, cuna del reo, por tu culpa ando sin medio,
sin honor ni dignidad; soy manguero y caradura,
paso siempre mishiadura por tu raza caballar.
Me arrastra más la perrera, más me tira una carrera
que una bonita mujer...
Como una boca pintada me engrupe la colorada
cual si fuera su mishé...

Berretines, que tengo con los pingos,
metejones, de todos los domingos...
Por tu culpa, me encuentro bien fané...
¡Qué le voy a hacer, así debe ser!
Ilusiones del viejo y de la vieja
van quedando deshechas en la arena
por las patas de un tungo roncador...
¡Qué le voy a hacer si soy jugador!...
29/71Te odio
Tango
Celedonio Esteban FloresFrancisco Pracáníco1929
4747 4747-1Odeon Bs. As.Electrica23/10/1929 Este texto tremendo de El Negro Cele fue musicalizado
por Francisco "Pancho" Pracánico, figura consular del firmamento
porteño. Pianista, director y compositor de raza, dejó una importante producción. Gardel, que fue amigo suyo, le grabó unos cuantos temas.
TE ODIO

Hay cosas que no tienen, razón ni sentido,
hay hechos que no tienen explicación
así al conocerte, mi gran cariño,
sin ley ni motivo, de golpe nació...

Viniste a embarullarme la dulce existencia,
pues yo sin tus engaños ya era feliz;
parece mentira que siendo tan linda
guardes ese fondo tan bajo y tan ruin.

¡Te odio, maldita, te odio como antes te adoré!
Dios quiera que un día volvieras a mí
buscando refugio, vencida y sin fe;
entonces podría cobrarme tu traición...
Es tanto lo que te odio,
¡que al verte sufrir, me vengaré!...

Sabés que todavía no puedo explicarme
por qué placer maldito me hiciste mal,
si yo por tu cariño, dejé a mi madre
enferma, solita, sin techo, sin pan...

Has roto mi existencia, cobarde y rastrera,
por qué voy a tenerte conmiseración
si cuando agonice, será mi postrera palabra
una eterna y fatal maldición...

¡Te odio, maldita, te odio como antes te adoré!
Dios quiera que un día volvieras a mí
buscando refugio, vencida y sin fe;
entonces podría cobrarme tu traición...
Es tanto lo que te odio,
¡que al verte sufrir, me vengaré!..
29/72Mentiras criollas
Tango
Oscar AronaOscar Arona1929
4748 4748-1Odeon Bs. As.Electrica23/10/1929 Esta es otra de las versiones descartadas por Carlos Gardel, recientemente rescatada. Se perciben notorias diferencias con la versión clásica.MENTIRAS CRIOLLAS

Si querés vivir feliz, ilusión querés tener,
conformate con creer sin entrar a discutir:
que te besan por amor, que es alegre el cabaret,
que por diez dan los de cien cuando hay liquidación,
que si corren pa'ganar te lo vienen a decir...
¡Qué te van a conseguir un empleo nacional!
Quemo ha sido mancarrón la "ternera" que comés,
y qu'el vino que te alegra vió la uva alguna vez...

Si al consejo andás cuerpeando,
te prevengo como amigo,
que las cosas que te digo,
son verdades al revés.
¡Dalas vuelta... meditalas!...
Campaneá que son fuleras...
y mirá lo que t'espera
¡si en mentiras, no crees!...

¡Vas tomuer si analizás!
¡No te hagas el Keyserling!,
que es mejor hacerse el gil, ser creyente y no dudar,
que el casorio arreglarás con la rifa del chalet;
que firmá los pagarés por la guita que te dan;
qu'el patrón te v'aumentar si cinchás de sol a sol;
que de músico doctor por correo aprenderás...
Qu'el calmante pa'l resfrío no te faja el corazón...
Y por su valor escrito jugarás la del millón...
¡Jugariola hermano!

Si al consejo andás cuerpeando,
te prevengo como amigo,
que las cosas que te digo
son verdades al revés...
¡Dalas vuelta... meditalas!
Campaneá que son fuleras...
y mirá lo que t'espera,
¡si en mentiras, no crees!...
29/73De todo te olvidas
Tango
Enrique CadícamoSalvador Merico1929
4859 4859-1Odeon Bs. As.Electrica12/11/1929 En este tema surge en todo su esplendor la vena poética de Enrique Cadícamo con la bella y apropiada melodía de Salvador Meneo. El Mago pone su sello único.DE TODO TE OLVIDAS

De un tiempo a esta parte, muchacha te noto
más pálida y triste, decí: ¿qué tenés?...
Tu carita tiene el blancor del loto
y yo, francamente, chiquita, no sé...
¿Qué pena te embarga? ¿Por qué ya no ríes
con ese derroche de plata y cristal?
Tu boquita, donde sangraron rubíes
hoy muestra una mueca, trasuntan tu mal...

El piano está mudo...
Tus ágiles manos no arrancan el tema
del tango tristón...
A veces te encuentro un poco amargada,
llorando encerrada en tu habitación...
Y he visto extrañado, que muy a menudo
de todo te olvidas,
cabeza de novia nimbada de amor...

¿Qué es lo que te pasa? Contáme, te ruego
que me confidencies tu preocupación.
¿Acaso tu pena es la que Carriego,
ri mando cuartetas, a todos contó?...
De todo te olvidas, cabeza de novia,
pensando en el chico, que en tu corazón,
dejó con sus besos sus credos amantes,
como un ofertorio de dulce pasión...

El piano está mudo...
Tus ágiles manos no arrancan el tema
del tango tristón...
A veces te encuentro un poco amargada,
llorando encerrada en tu habitación...
Y he visto extrañado, que muy a menudo
de todo te olvidas,
cabeza de novia nimbada de amor...
29/74Pensalo bien
Tango
Enrique LópezAlberto Calvera1929
4860 4860-1Odeon Bs. As.Electrica12/11/1929 Este tema obtuvo el segundo premio en el concurso de 1929, organizado por la empresa Max Glücksmann. La música del mismo se debe al empresario de origen andaluz Alberto Calvera (de los teatros Mayo, Argentino y Liceo) y el texto pertenece a Enrique López, autor aficionado, amigo de Calvera.PENSALO BIEN

Pensalo bien, no te marchés,
que la ambición es ciega.
Hacele caso a tu amorcito que sabés
que a nada se te niega.
Sacate esa ilusión, pensá
que juventud y amor te di.
No caigas en la farsa y recordá
que el alma entera puse en ti.

¿Qué sacás con ser patrona de un bulín,
instalado a todo lujo y sin amor?...
Si pagás tu berretín y esclava sos al fin
de tu inconsciente error...
Tené clase y por la huella del deber,
seguí viaje no vendas tu corazón,
para eso eres mujer
y solo hay un querer y una ocasión...

No te olvidés que yo también
tuve el placer a mano,
esplendidez que mi alma joven rechazó,
por creerlo un sueño vano.
Si te enseñé a vivir y amar,
que no te arrastré tu loco querer,
no creas en halagos de los que al pasar
hacen feliz, ¡pensalo bien!...

¿Qué sacás con ser patrona de un bulín,
instalado a todo lujo y sin amor?...
Si pagás tu berretín y esclava sos al fin
de tu inconsciente error...
Tené clase y por la huella del deber,
seguí viaje no vendas tu corazón,
para eso eres mujer
y solo hay un querer y una ocasión...
29/76¿Por qué soy reo?
Tango
Juan Miguel Velichy Manuel Andres MeañosHerminia Velich de Rossano1929[sc_embed_player fileurl="https://fundacioncarlosgardel.org/test/mp3/29-76_por_que_soy_reo4867 4867-1Odeón Bs As.Eléctrica13/11/1929 Este tango es un clásico gardeliano, y el título lo dice todo.¿POR QUÉ SOY REO?

Yo soy reo sin ambiente, no caí por una mina,
ni me sepultó en la ruina el ser taura o gigoló...
No fui guapo prepotente, de una fama comentada,
que una noche en la cortada, un rival me destronó...

Yo soy un pobre reo sin cuento ni leyenda,
no tengo quien me venda cariño ni ilusión.
Es mi único deseo, pasarla en la catrera,
no tengo quién me quiera sino un perro rabón.

En mi bulín mistongo
no hay cintas ni moñitos,
ni aquellos retratitos,
que cita la canción.
No escucho ni el rezongo
de un fuelle que se queja,
no tengo pena vieja, ni preocupación...

Observando que la gente rinde culto a la mentira,
y el amor con que se mira al que goza de poder,
descreído, indiferente, insensible, todo niego,
para mí la vida es juego de ganar o de perder...

Yo soy un pobre reo sin cuento ni leyenda,
no tengo quien me venda cariño ni ilusión...
Es mi único deseo, pasarla en la catrera,
no tengo quien me quiera sino un perro rabón...

En mi bulín mistongo
no hay cintas ni moñitos,
ni aquellos retratitos,
que cita la canción.
No escucho ni el rezongo
de un fuelle que se queja,
no tengo pena vieja, ni preocupación...
29/75Alicia
Vals
Eugenio CárdenasGuillermo Barbieri1929
4861Odeon Bs. As.Electrica12/11/1929 Esta es la tercera versión que publicamos de este meloclioso
vals de Barbieri y Cárdenas, fieles amigos y colaboradores de El Zorzal Criollo. Es también la más difundida.
29/77Mamita
Tango
Francisco Bohi gasÁngel Vanesi1929
4868 4868-1Odeon Bs. As.Electrica13/11/1929 Éste es uno de los dos primeros registros de este tango, que no tuvieron difusión.MAMITA

El barrio desolado, dormita silencioso,
y todo está tan triste que infunde hondo pesar,
y allá en el conventillo por el tejar ruinoso,
la lluvia una gotera va abriendo en un hogar...

Hay una enferma en cama que se retuerce y tose,
la rubia más bonita que en todo el barrio vi,
y en tanto que la madre dolientemente cose,
aquella flor de angustia temblando le habla así:

¡ Mamita! esta noche ya no viene...
¿Quién será que lo entretiene
o me roba su pasión?...
Mamita, el no verlo es mi tormento
y en mi cruel angustia siento
que me falla el corazón...

La madre conmovida, brindándole un consuelo,
besó su frente mustia y llena de ansiedad,
en nombre de la enferma, rogóle al rey del cielo
por la vuelta del novio y su felicidad.

Fue inútil su plegaria, por el dolor vencida,
en brazos de la muerte la rubia se durmió...
Y mientras que el malvado que desfloró su vida,
aquella misma noche, ¡con otra se casó!...
¡ Mamita! esta noche ya no viene...
¿Quién será que lo entretiene
o me roba su pasión?...

Mamita, el no verlo es mi tormento
y en mi cruel angustia siento
que me falla el corazón...
29/78Barajando
Tango
Nicolás VaccaroEduardo Escaris Méndez1929
5031 5031-1Odeon Bs. As.Electrica11/12/1929BARAJANDO

Con las cartas de la vida por mitad bien marquilladas,
como guillan los malandros carpeteros de cartel,
mi experiencia timbalera y las treinta bien fajadas,
me largué por esos barrios a encarnar el espinel...

Ayudado por mi cara de galaico almacenero
trabajándome a la sierva de una familia de bien,
y mi anillo de hojalata con espejo vichadero,
me he fritado muchos vivos, como ranas al sartén...

Pero en cambio, una minola que me tuvo rechiflado
y por quien hasta de espaldas con el lomo caminé,
me enceró con su jueguito tan al lustre preparado
que hasta el pelo de las manos de cabrero me arranqué.
Mientras yo tiraba siempre con la mula bien cinchada,
ella, en juego con su coso mayorengo y gran bacán,
se tomaba el Conte Rosso, propiamente acomodada,
y en la lona de los chivos, me tendió en el cuarto round.

Me la dieron como a un zonzo, pegadita con saliva,
mas mi cancha no la pierdo por mal juego que se dé,
y si he quedado arañando como gato panza arriba,
me consuelo embolsicando la experiencia que gané...
En el naipe de la vida, cuando cartas son mujeres,
aunque lleve bien fajadas pa'l amor las 33,
es inútil que se prendan al querer con alfileres,
si la mina no es de un paño, derechita y sin revés...

Pero en cambio, una minola que me tuvo rechiflado
y por quien hásta de espaldas con el lomo caminé,
me enceró con su jueguito tan al lustre preparado
que hasta el pelo de las manos de cabrero me arranqué.

Mientras'yo tiraba siempre con la mula bien cinchada,
ella, en juego con su coso mayorengo y gran bacán,
se tomaba el Conte Rosso, propiamente acomodada,
y en la lona del olvido me tendió en el cuarto round...
29/79Calor de hogar
Tango
Jesús Fernández BlancoEngenio Carrere1929
5032 5032-1Odeon Bs. As.Electrica11/12/1929 Al pianista Eugenio Carrere, de larga trayectoria en diversas orquestas típicas, se debe la bella melodía de este tema con un cálido texto de el Gallego Fernández.CALOR DE HOGAR

Dame un abrazo mi noble esposa,
y al calorcito del dulce hogar,
mientras los chicos bailan y ríen
añoraremos la mocedad...
¿Te acuerdas, vieja, de aquella tarde
cuando temblando por la emoción,
acobardado por tu belleza,
por vez primera te hablé de amor?...

Como rojas amapolas
tus mejillas vi encender
y tus ojos se cerraron
como flor de atardecer...
De tus labios incitantes
un suspiro hechó a volar,
y el lucero de la tarde
nuestras bocas vio juntar.

Felices años en este nido
dieron su fruto de bendición.
Nuestros hijitos que ya son hombres,
buenos y honrados, como tú y yo.
¡Cómo han crecido!, ya tienen alas
pronto sus nidos querrán hacer
y solos vieja, nos quedaremos,
solos y tristes con la vejez...

Pero nuevas primaveras
han de dar flores de amor,
y vendrán los nietecitos
a curar nuestro dolor.
Con sus risas y sus llantos
nuestra vida alegrarán...

Y después... después, mi vieja,
nuestros ojos cerrarán...
29/80Tango argentino
Tango
Alfredo BigeschiJuan Maglio, Pacho1929
5033 5033-1Odeon Bs. As.Electrica11/12/1929 Versión descartada por El Mago. En esta página el autor reniega del 'refinamiento' del tango y reafirma su condición arrabalera.TANGO ARGENTINO

Es hijo malevo, tristón y canyengue,
nació en la miseria del viejo arrabal,
su primer amigo fue un taita de lengue,
su mina primera vestía percal.

Recibió el bautismo en una cortada,
y fue su padrino un taita ladrón.
Se ganó el lao flaco de la muchachada
que en una quebrada le dio el corazón.

Tango argentino,
sos el himno del suburbio
y en jaranas o disturbios,
¡siempre supiste tallar!
Y que en los patios
con querosen alumbrados,
los taitas te han proclamado
el alma del arrabal...

De tus buenos tiempos aún hoy palpitan,
El Choclo, El Pelele, Taita, El Caburé,
La Morocha, El Catre y La Cumparsita,
aquel Entrerriano y el Sábado Inglés...
Que quieren aquellos jailaifes del centro
que te han disfrazado y te han hecho un bacán
será siempre extraño en tu aristocracia
en cambio sos hijo allá en tu arrabal...

¡Tango argentino!
El de cortes compadrones,
rezongos de bandoneones
y sollozos de violin
y que en los patios
con querosen alumbrados,
los taitas te han proclamado
¡el alma del arrabal!
29/81Misterio
Canción
José Alonso y Trelles (El Vigo Pancho)Américo Chiriff1929
5034 5034-1Odeon Bs. As.Electrica11/12/1929 Ésta es la primera versión de Misterio, que todavía no se
había editado comercialmente. Esta página de honda emotividad, menciona sucesos históricos acontecidos en la antigua Banda Oriental. Estos impresionantes versos encontraron su adecuado eco musical en Américo Chiriff, totalmente compenetrado con los mismos. Gran admirador de El Viejo Pancho, El Zorzal Criollo nos estremece con su interpretación.
MISTERIO

Era memoria linda, la memoria del viejo,
pa'contar sucedidos de quien sabe qué tiempo...
Mientras corría el cimarrón, la rueda,
y se enredaba en el ombú el pampero...
Pero había que amañarlo, pa'arrancarlo al silencio,
si le araba la frente con sus rejas, el ceño, y en el oscuro espejo
de las pupilas, encendian su luz, ciertos recuerdos...

Porque entonces de sus labios, temblequiantes y secos
beyaquiaba el rezongo como potro mañero,
y de un costado al otro de la boca,
tranquiaba el pucho de tabaco negro...
A ocasiones él solo comenzaba los cuentos
que el gauchaje del pago, recogía en silencio,
viendo resucitar como a un conjuro,
la atormentada juventú del viejo...

Gurí en la guerra grande... mozo cuando Quinteros,
soldao en la del Quebracho y herido en la del Cerro...
Ande un caudiyo, levantaba el poncho,
ayí estaba él, apeligrando el cuero...

Eran de ver sus ojos, medio acosaos del sueño,
arderles como brasas del tizón trasfoguero,
cuando echando a la nuca el borsalino,
les contaba 'e peleas y entreveros.
Los gurises al óirlo, silenciosos y trémulos,
sentían por las venas arderles como un juego,
la alborotada sangre de la raza,
y el fin pedían de la historia al viejo...

Pero cáiban las chinas, curioseando el respeto,
con que los gauchos óian, las locuras del cuento,
y sin saber porqué, sobre los párpados
del viejo historiador se echaba el sueño...
Y sus labios contraídos por un gesto 'e despecho,
hablaban de una trenza cortada rente al cuero,
y de un amor infortunao y triste,
y de un desdén inexplicable y terco...
29/82Que se vayan
Tango
Enrique DizeoFrancisco R. Canosa1929
5035 5035-1Odeon Bs. As.Electrica11/12/1929 Las notas de este tango se deben a la inspiración cte Francisco Rafael Canosa, músico de sólida formación, muy amigo cte Carlitos. Era violinista y director pero también dominaba la viola, el piano y el banjo. Compuso muchas canciones pero a la postre sobrevivió Que se vayan, gracias a Gardel.QUE SE VAYAN

Que se vaya con él, cuando quiera;
con ese amigazo falluto y sin fe.
¡Que se vaya!, que Dios los ayude,
que tarde o temprano los encontraré...
Que se lleve los besos que un día
juró que eran míos con todo su amor.
Que esta mala jugada que me hace
le va a costar caro; tendrá su dolor.

Sí, los dos tienen la culpa de todo lo que me pasa,
ella, porque ¡nunca, nunca! tan mala la imaginé.
Y el otro por sinvergüenza, porque lo tuve en mi casa
y abusó de la confianza que siempre le dispensé...

Pero no es nada, compadre. A ver, ¡mozo!, más escabio
que esta noche es Nochebuena y mañana Navidad...
¡Déjeme! tomo de rabia, déjeme mojar los labios
para festejar la fiesta, la fiesta y mi soledad...

Si la vida no vale ni medio, no sirve pa'nada...
¡Repita, patrón!
Hago mal en decirlo, que un día robé pa'vestirla,
¡llegué a ser, ladrón!...
Todo el tiempo que estuvo a mi lado
ni un beso, ni un mango le supe negar, y si no,
que lo diga ella misma, si yo soy derecho, si me sé portar...

Sí, los dos tienen la culpa de todo lo que me pasa,
ella, porque ¡nunca, nunca! tan mala la imaginé...
Y el otro por sinvergüenza, porque lo tuve en mi pieza
y abusó de la confianza que siempre le dispensé.

Pero no es nada, compadre. A ver, ¡mozo!, más escabio
que esta noche es Nochebuena y mañana Navidad...
¡Déjeme! tomo de rabia, déjeme mojar los labios
para festejar la fiesta, la fiesta y mi soledad...
29/83Mamita
Tango
Francisco Bohi gasÁngel Vanesi1929
5036 5036-1Odeon Bs. As.Electrica11/12/1929 A Ángel Félix Danesi, bandoneonista y director nacido en Buenos Aires, pertenecen las notas de este tango. Destacó también como animador e integró, entre otras, las filas de la orquesta de Francisco Canaro. Como compositor dejó varios títulos interesantes. Carlitos Gardel le grabó, además, el tango Corrientes. Por su parte Francisco Bohigas, el autor del texto de Mamita (también porteño), destacó en el teatro criollo y escribió muchas letras para el cancionero ciudadano. La mayor parte no trascendió.
29/84Trianera
Pasodoble
Ginés MirallesAnselmo Aieta1929
5102 5102-1Odeon Bs. As.Electrica18/12/1929 Este alegre y florido pasodoble, cuya melodia compuso
Anselmo Aieta, lleva texto de Ginés Miralles.
TRIANERA

A ti te llaman trianera por tus cantares gitanos,
por ese cuerpo garboso y el mirar de tus ojazos.

Así que todos los hombres cuando te ven caminar,
te dicen enamorados con locura este cantar:

¡Trianera, trianera!
son tus ojazos como soles,
y es tu boquita preciosa
el panal de mis amores...

¡Trianera, trianera!
cuando te miro a la cara
y te veo tan hermosa,
yo te haría la diosa
de mi corazón...

Junto a la Torre del Oro, monumento sevillano,
te llamó: su ¡soberana! un mocito muy gitano...

Y desde entonces ya está, entusiasmada verdad,
al verte, ya te camela, cuando te oye cantar...

¡Trianera, trianera!
son tus ojazos como soles,
y es tu boquita preciosa
el panal de mis amores...

¡Trianera, trianera!
cuando te miro a la cara
y te veo tan hermosa,
yo te haría la diosa
de mi corazón... ¡Olé!
29/85Ofrenda gaucha
Estilo
José María AguilarJosé María Aguilar1929
5103 5103-1Odeon Bs. As.Electrica18/12/1929 Esta página nos ofrece una linda estampa criolla del siempre inspirado guitarrista y compositor oriental José María AguilarOFRENDA GAUCHA

Dentre una nube 'e ceniza,
que a lo lejos se dilata,
sale una luna de plata
sembrando amor y sonrisas
y como si fuera aprisa
por los campos alumbrando
llega y se queda mirando
la tapera silenciosa
donde la chinita hermosa
está, a lo lejos, mirando...

Junto al talar silencioso,
María la paisanita,
aquella linda criollita,
espera a su bien dichoso,
que es el gaucho más goloso
el que supo conquistarla
y que ahura para mimarla,
vendrá corriendo a la cita,
para contarle sus cuitas
y pa'poder abrazarla...

Lucero, el gaucho esperado,
llega en su pingo azulejo,
trayendo el ramo bermejo
de aquel ceibo perfumado
que su china le ha encargado,
para engalanar su pecho...

P'a renovar el deshecho
que en su luz está prendido,
como un zorzal en su nido,
gozando de su derecho...
29/86Sientese. che hermano
Tango
Julio Guillán BarragánJulio Guillán Barragán1929
5104Odeon Bs. As.Electrica18/12/1929 Este terna, aparentemente descartado por Gardel, salió a
luz en el año 1956. Su autor, Guillán Barragán, fue un hombre muy apegado a las tradiciones gauchescas a pesar de haber nacido en la Capital Federal. Tenía una antigua amistad con Gardel y con Razzano.
SIÉNTESE, CHE HERMANO

Siéntese, che hermano, suelte ese bagayo,
de penas rasposas y ¡hágase valer!...
Que el hombre que sufre si le salen cayos,
¡pa'todas las cosas hombre sabe ser!...
Siéntese che hermano, que las penas matan
¡y una mala pata lo puede perder!...

Cuando, en las danzas rezongonas
de su paica comadrona se recuerde con dolor...
Sepa... aunque su alma lo conmueva,
olvidar a esa maleva, que el amor todo lo iguala,
y si una le salió mala, otra le saldrá mejor...

Yo también tenía casi más o menos
una paica de esas que me hizo sufrir...
Busqué en el olvido el contraveneno,
¡todas las tristrezas las eché a dormir!...
Siéntese che hermano, y siga el consejo
de un canchero viejo ¡que aprendió a vivir!...

Deje... que ese amor rante se escuna
y que la desgracia turra, hoy le llegue al corazón...
Todo... en la vida es espamento,
desengaños rasposientos...
Uno encuentra dondequiera
y en la vida milonguera
todos dan un tropezón...

Siéntese, che hermano, suelte ese bagayo,
de penas rasposas y ¡hágase valer!...
Que el hombre que sufre, si le salen cayos,
¡pa'todas las cosas, hombre sabe ser!...
Siéntese che hermano, que las penas matan
¡y una mala pata, lo puede perder!...
29/87Recordándote
Tango
José de GrandisGuillermo Barbieri1929
5118 5118-1Odeon Bs. As.Electrica20/12/1929 Este sí que es un tango "bien polenta", producto de Barbieri y de Grandis, amigos y colaboradores de Carlitos.RECORDÁNDOTE

Indignado por el opio que me diste tan fulero,
francamente, estoy cabrero, y jamás olvidaré
que una noche embabicado te juré que te quería
mucho más que al alma mía y que a mi madre también.

Te acoplastes al cotorro
de este vate arrabalero,
y te juro hasta diquero,
por tenerte, se volvió...
Se acabaron las versiadas
de mi numen peregrino,
si era el verso más divino
llevarte en mi corazón...

En mis noches de lirismo,
por los tristes arrabales
rimé tiernos madrigales
que a tu lado deshojé;
puse vida en cada estrofa,
mi amor, mi paz y ventura
y la inefable ternura
de tu alma de mujer...

Cuántas noches en mi rante bulincito de poeta,
una lágrima indiscreta ¡furtivamente cayó!
Pensé que fueras el verso más intenso de mi vida,
porque aún sangra la herida que tu espiante me causó...
Ya que sabés el secreto de lo mucho que he sufrido,
¿decíme quien te ha querido con más intensa pasión?...
Y del fondo de tu alma, silenciosa, cruel y cruda,
la hiriente verdad desnuda, te dirá quién te llamó...

En mis noches de lirismo, por los tristes arrabales
ri mé tiernos madrigales que a tu lado deshojé;
puse vida en cada estrofa, mi amor, mi paz y ventura
y la inefable ternura de tu alma de mujer...
29/88Tras cartón
Tango
Santiago Adamini y Ovidio J. BianquetAnselmo Aieta1929
5119 5119-1Odeon Bs. As.Electrica20/12/1929TRAS CARTÓN

Me citastes la otra noche,
ansioso por verte fui.
Te busqué, y te esperé mucho;
lo cierto es que no te vi...
Entonces bien convencido
que verte ya no podría,
me dije: —será otro día—
y me fui pensando en ti.

Yo me dije: "ya es seguro que algo grave le ha pasado
porque nunca ella ha faltado siempre bien supo cumplir..."
¡Qué noche, cuánto he sufrido!...
Así llegó el nuevo día, busqué verte y saber algo
pero no lo conseguí...

Al cabo de algunos días, una carta recibí
en la que tú me decías, en pocas lineas, así:
"Te ruego que me perdones, engañándote venía
con otro amor que tenía... Para siempre a él uní..."

Tomé dos cartas de un naipe
después de haberlas marcado,
las mezclé bien con cuidado
para mi suerte jugar.
Pronto pude comprobarlo
que tu contra me había dado,
tras cartón habías quedado,
lo demás lo sabés ya...

Me citastes la otra noche, ansioso por verte fui.
Te busqué, y te esperé mucho, lo cierto es que no te vi...
Entonces bien convencido que verte ya no podría,
me dije: —será otro día— y me fui pensando en ti...
29/89El cimarrón del estribo
Canción
Luis RetanaLuis Retana1929
5120 5120-1Odeon Bs. As.Electrica20/12/1929 Hay dos versiones registradas y editadas comercialmente
de El cimarrón del estribo. Aquí pueden apreciarse diferencias de matices y acentos respecto a la otra.
EL CIMARRÓN DEL ESTRIBO

Dame un mate cimarrón
que voy a rodear la hacienda
y te lo voy a pagar
al momentito que venga.

Dámelo bien calentito,
aunque me queme la lengua,
para guardar el calor
de tu amor hasta que güelva...

Alcanzáme el cimarrón
del estribo ¡prenda mía!
y te pagaré los dos
en la mesma vicaría...

Iremos muy tempranito,
al rayar la luz del día,
para que las mismas flores
tengan de mi dicha envidia...

Le diremos: ¡Padrecito,
échenos la bendición
que no cabe tanta dicha
en un solo corazón!

Ya sabés que por tu amor
daría todas mis priendas
menos mi caballo bayo
y el facón... pa'tu defensa...
29/90La mariposa
Estilo
Carlos Gardel y José RazzanoCarlos Gardel y José Razzano1929
5121 5121-1Odeon Bs. As.Electrica20/12/1929 Casi todas las canciones que firmaban Gardel y Razzano eran tomadas de motivos que circulaban sin que se supiera, en muchos casos, a quién pertenecían. Otros artistas, al llevar al surco esos temas que corrían de boca en boca, hacían lo mismo que el célebre dúo. En aquellos años aún no existía
ninguna institución que reglamentara estos asuntos; por eso, para simplificar, se ponía en el rótulo de los discos el nombre de los intérpretes. Claro esta que muchos sacaban partido de esa situación; y Gardel y Razzano no fueron una excepción. El texto de La mariposa esta tomado de Gorjeos, una poesía de Andrés Cepeda. Esta versión no había sido editada comercialmente.
29/91Garabatos de mujer
Tango
Rodolfo y Micaela SastreRodolfo y Micaela Sastre1929
5151 5151-1Odeon Bs. As.Electrica31/12/1929 Garabatos de mujer, igual que Refucilos fue escrito y compuesto en colaboración entre madre e hijo. Micaela Sastre era hija del célebre Marcos Sastre, fundador de "El salón literario" en la época de Rosas. Fue maestra, poeta y escritora de gran prestigio. En aquella época no estaba bien visto que una señora de tan ilustre apellido firmara tangos. Por eso sólo aparecía el nombre de su hijo con el apellido materno, aunque en realidad se llamaba Rodolfo Pittaluga Sastre.GARABATOS DE MUJER

Garabatos de tu mano
que tan solo entiendo yo,
signos brujos, signos magos
de la alquimia del amor...

Garabatos menuditos
que acorralan mi pasión,
para que no entre el olvido
ni se escape la ilusión...

¡Escribime cosas lindas
que me hagan parpadear,
escribime cosas lindas
para que pueda soñar!...

Si la tinta se ha corrido
borroneas el renglón,
yo no sé si es un descuido
o una lágrima de amor...

Garabatos, laberinto
donde pierdo la razón,
caminito retorcido
que marea el corazón.
Garabatos de tu mano
con azúcar y limón,
garabatos de tu mano
copetín de la ilusión...

¡Escribime cosas lindas
que me hagan parpadear,
escribime cosas lindas
para que pueda soñar!...

Si la tinta se ha corrido
borroneas el renglón,
yo no sé si es un descuido
o una lágrima de amor...
29/92Amor pagano
Vals
Luis RubinsteinFred Brown1929
5152 5152-1Odeon Bs. As.Electrica31/12/1929 Este vals fue compuesto por el famoso compositor estaclounidense, Herh "Fred" Brown. Hizo popularísimas páginas, que trascendieron sobre todo a través del cine. El texto en castellano pertenece a Luis RubinsteinAMOR PAGANO

Titilante estrella,
de mis sueños de oro,
eres el tesoro que llenó
de amor mi corazón...

Ya salió la luna, mi bien,
la luna eres tú,
estando contigo, es el cielo azul...
En tus ojos verdes, mi bien,
muere mi dolor,
porque ellos te dicen,
de tu casto amor...

Canta amada mía,
la noche es hermosa,
y nació una rosa,
en el gran jardín de mi ilusión...

Ya salió la luna, mi bien,
la luna eres tú...
estando contigo, es el cielo azul...
En tus ojos verdes, mi bien,
muere mi dolor,
porque ellos te dicen,
de tu casto amor...
29/93El cardo azul
Estilo
Carlos Gardel y José RazzanoCarlos Gardel y José Razzano1929
5153 5153-1 5153-2Odeon Bs. As.Electrica31/12/1929 Que esta composición pertenece a Gardel y Razzano es lo que reza el rótulo del disco original. No obstante sabemos - por Orlando del Greco- que los versos de este estilo, en las dos prineras octavas, pertenecen a la poeta Isabel Cecilia Canavery (1882- 1945). Su poesía Flor de cardo fue publicada en la revista El Fogón de Montevideo, en noviembre de 1899. Gardel le agregó una octava de Pobre flor, tema que había grabado en 1912 para Columbia Records, y la rebautizó con el título cte El cardo azul. Esta es una de las dos primeras versiones eléctricas de esta hermosa página, la que no había siclo editada.
29/94De salto y carta
Tango
José De CiccoAlberto Hilarión Acuña1929
5154 5154-1Odeon Bs. As.Electrica31/12/1929 Tal como lo indica el título, éste es un tango de corte "timbero". Sus notas se deben a quien en su momento fuera un cantor de cartel: Alberto Hilarión Acuña, oriundo de Lomas de Zamora. Acuña integró junto a René Ruiz un dúo que tuvo gran renombre en los años 20. Muchas de sus composiciones fueron muy populares.DE SALTO Y CARTA

Alrededor de la mesa lista está la muchachada,
palpitando su parada cada cual con su ilusión.
Y entre el humo de los puchos se van jugando sus dichas,
y el ruidito de las fichas, les golpea el corazón...

Entre el baraje del naipe maula,
mueven sus labios con voz muy baja,
como si hablaran a la baraja,
como si hablaran junto a su amor...
Barra timbera, barra querida,
cómo me gustan esos varones,
que se devoran como unos leones,
con ansias fieras al tallador...

Alguno más precavido, va jugando con medida,
achicando la partida cuando llega la ocasión...
Y entre pinta y contrapinta, cruza el pálpito fulero,
que despierta en el timbero, el alma de tiburón...

Y haciendo alarde de su guapeza
con mano firme leal y prolija,
salta el más taura y se juega en fija
a una carta con todo amor...
Todos atentos, muchachos locos,
que en esas noches largas y frías,
se juegan todas sus alegrías,
contra la suerte del tallador...

Alrededor de la mesa, lista está la muchachada,
palpitando su parada cada cual con su ilusión...
Y entre el humo de los puchos se van jugando sus dichas,
y el ruidito de las fichas, les golpea el corazón...
29/95Claveles mendocinos
Zamba (Duo)
Alfredo PelaiaAlfredo Pelaia1929
5155 5155-1Odeon Bs. As.Electrica31/12/1929 Si bien Pelaia había nacido en Italia, llegó de niño a nuestras
tierras. Su familia se instaló en Mendoza, donde llegó a ser el trovador más importante. Su canto y sus coinposiciones testimoniaron su criollismo y amor al terruño. Gardel y Razzano, que cultivaron su amistad, grabaron varias de sus páginas.
29/96Serrana impía 
Zamba (Duo)
Salvador del ValleSalvador del Valle1929
5156Odeon Bs. As.Electrica31/12/1929 José Salvador del Valle fue amigo de Carlitos en los
principios de su carrera. Ambos cantores compartieron peñas, asados, guitarreadas y trasnochadas en el pintoresco albor del siglo xx.
"Te fuiste y te bendigo/ serrana impía/ aunque voló contigo/
la dicha mía, la dicha mía..."
Con estas dos zambas se cerró definitivamente el dúo Gardel-Razzano. En realidad ya estaba terminado desde hacía mucho tiempo, incluso antes de que Razzano se retirara en 1925. Éste apenas podía con su voz y todo el peso
recaía sobre Gardel. Pepe, "El Oriental", siguió siendo el
representante artístico de Carlos hasta 1930. Estas grabaciones bien pueden haber sido un acto simbólico de El Zorzal Criollo que estaba tomando distancia de quien durante tantos años había sido su compañero y de quien, más que amigo, se había sentido hermano.
SERRANA IMPÍA

Te fuiste y te bendigo,
serrana impía,
te fuiste y te bendigo
serrana impía...

Aunque voló contigo
la dicha mía, la dicha mía...
Aunque voló contigo
la dicha mía, la dicha mía...

Traición de amor,
me entró a volver,
y desde que te has ido
juyá sin nido
forma el querer...
y desde que te has ido
juyá sin nido
forma el querer...

Tras de mi amor corriste
y lo alcanzaste,
tras de mi amor corriste
y lo alcanzaste

Y cuando lo tuviste
con él jugaste, con él jugaste...
Y cuando lo tuviste
con él jugaste, con él jugaste...

Traición de amor,
me entra a volver,
y desde que te has ido,
juyá sin nido,
forma el querer,
y desde que te has ido,
juyá sin nido,
forma querer...